han reclamado la defensa de escuelas en castelló, almassora y burriana

El sindicato FSIE pide mantener las escuelas infantiles y sus 5.000 puestos de trabajo

Foto: IVÁN TERRÓN/EP
17/08/2021 - 

VALÈNCIA (EFE). La Federación de Sindicatos Independientes de la Enseñanza de la Comunitat Valenciana (FSIE-CV) ha reclamado, ante la "masiva apertura de aulas públicas de 2 años", el mantenimiento de las escuelas infantiles de iniciativa social y de los 5.000 puestos de trabajo que supone el sector.

El sindicato mayoritario en la Educación Infantil en la Comunitat Valenciana ha informado en un comunicado de que ha iniciado un calendario de actuaciones para recorrer toda la región y hacer esta reclamación.

A su juicio, el cierre de las escuelas infantiles implica la pérdida de puestos de trabajo locales, tanto docentes como no docentes, así como de recursos fiscales para cada uno de los ayuntamientos.

FSIE ha empezado su "ruta de infantil" en diferentes puntos de la geografía valenciana y ha reclamado ya la defensa de las escuelas en localidades como Paiporta, Castelló, Almassora, Burriana o Xàtiva, donde ha unido su voz a asociaciones como ACADE, FECEVAL o ACEICAS.

El Sindicato solicita la suspensión cautelar de la apertura de aulas de 2 años en las poblaciones donde ya existe suficiente oferta educativa en el tramo de 0 a 3, ya que son "completamente innecesarias ante el descenso de la natalidad e implican una infrautilización de los recursos".

"Es mucho más económica la financiación de las plazas ya existentes", señala para añadir que, en este sentido, se ha presentado ante la Dirección Territorial de Castellón una campaña de firmas apoyada por el 94,45 % de los profesionales del sector.

Además, ha indicado que en los próximos meses se van a realizar acciones similares en el resto de provincias de la Comunitat Valenciana.

FSIE reclama también la inclusión con "voz y voto" de las trabajadoras y las titulares de las escuelas infantiles en el CEM de cada localidad, ya que considera que se trata "de un tramo pedagógicamente fundamental y organizativamente clave en la conciliación laboral-familiar".

Entre otras medidas, FSIE defiende un complemento al Bono infantil hasta la gratuidad por alumno en cada localidad para garantizar el acceso de las familias a este importante tramo educativo.

También ha planteado a los diferentes ayuntamientos la posibilidad de ofrecer ayuda a las familias que escolaricen a los niños en centros autorizados, de modo que con la aportación del bono infantil de Conselleria y la ayuda local, se complete el coste real de la escolaridad en este nivel de 0 a 3.

FSIE defiende la continuidad de todas las unidades actualmente autorizadas y en funcionamiento y de los puestos de trabajo asociados a las mismas, tanto docentes como no docentes, "en un sector eminentemente feminizado". 

Noticias relacionadas

next