X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información
Hoy es 8 de diciembre y se habla de masculinidad FEMINISMO à punt living ceramics

21 congreso de frutas y hortalizas de aecoc

Innovar para captar al consumidor 'perezoso', el reto del sector de frutas y hortalizas

4/06/2019 - 

VALÈNCIA. A todos nos gusta que nos pongan la fruta pelada en el plato y seguramente, en alguna ocasión, esa fina capa que rodea la pulpa habrá sido la excusa para no coger esa manzana que había encima de la mesa. Desde el sector de la distribución de frutas y hortalizas lo tienen claro, y saben que la 'pereza' y la falta de tiempo de algunos consumidores es el factor al que deben de sacar partido.

Así lo señalaba este martes la consultora Marta Munné en el 21 Congreso de Frutas y Hortalizas de Aecoc, quien hizo referencia a los datos de la plataforma Aecoc ShopperView. Entre ellos, que un 38% de los encuestados consume fruta cortada y pelada o que el 47 % consume fruta y verdura una o dos veces al día, muy lejos de las cinco sugeridas al día. 

"Hay que aumentar las frecuencias de consumo", señalaba Munné. "En el caso de las frutas, es el momento del postre donde se consume la mayoría de la fruta, pero la merienda, el desayuno, a media mañana y en el picoteo entre horas puede tener cabida si se trabaja bien la comodidad", reconocía. Por ejemplo, dos de cada tres consumidores comen ensalada limpia y cortada un mínimo de una vez a la semana y más de la mitad, platos preparados de verdura congelada.

Más gasto, menos consumo

Ahí es donde entra la necesidad de innovar con nuevos formatos que aumenten el consumo y es que, a pesar de aumentar el gasto en estos frescos, se ha reducido la ingesta. Según datos de Nielsen, los españoles gastan 10.290 millones de euros más en frutas y hortalizas, un 7,3 % más que hace un año, motivado por el aumento de los precios del 12 % en el caso de la verdura y del 8 % en la fruta.

Sin embargo, ante un mayor precio medio, el consumo se ha reducido un 2,8 % en verduras y un 1,6 % en fruta. No obstante, Ricardo Alcón, responsable de Nuevos Negocios de Nielsen, señaló que la subida de precios no se debe únicamente a la inflación sino también a la elección de productos de mayor valor añadido, que tienen un coste superior.

La fruta y verdura se ha convertido en un producto en la revalorización de la cesta de la compra, ya que uno de cada tres productos nuevos de gran consumo corresponde a estos frescos, que representan el 13% del gasto. "Buena parte del crecimiento del sector se debe a los productos asociados con la conveniencia, que aporta el 10% del crecimiento en frutas, si bien el plátano o la manzana representan casi una tercera parte de la subida total en esta categoría", apuntaba Alcón. Lo mismo sucede con las verduras, ya que dos de cada diez euros de aumento corresponde a verduras de cuarta gama.

Las tendencias del sector

También la salud -lo bio, eco, orgánico y el producto local- ha originado parte del crecimiento del sector, en el que el 17 % corresponde al kiwi y el aguacate, entre otros, y el 20% la fresa, la chirimoya, el mango o las cerezas. La sostenibilidad es otra de las claves esenciales, y es que el consumidor pide cada vez más productos locales, con menor impacto ambiental y con un embalaje menos agresivo para el medio ambiente.

En materia de frescos, la gran distribución todavía tiene mucho que hacer. El 52 % de los consumidores compra fruta y verdura en hipermercados o supermercados, un 39 % acude al canal tradicional -fruterías a pie de calle o en mercados. y solo el 8 % adquiere por internet. Sin embargo, sigue siendo la tienda tradicional la que genera mayores niveles de satisfacción entre los consumidores.

Noticias relacionadas

next