Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Política de Cookies Aceptar

Les Corts convalidan el decreto de ayudas a autónomos con la oposición de Vox y la abstención del PP

23/04/2020 - 

VALÈNCIA (EP) El pleno de Les Corts ha aprobado este jueves el decreto ley del Consell que establecía ayudas a autónomos afectados por la crisis del coronavirus con el respaldo de PSPV, Compromís, Unides Podem y Ciudadanos, y con la oposición de Vox y la abstención del PP, que han coincidido en destacar que se trata de ayudas "insuficientes" y que dejan fuera a algunos colectivos como los mutualistas.

El conseller de Economía, Rafa Climent, ha presentado el decreto ante la Diputación Permanente y ha subrayado que la crisis sanitaria y la consecuente paralización económica tiene un impacto directo en la sociedad y en la economía a la que hay que dar "una respuesta rápida y adecuada al reto, siempre desde la cooperación y la suma del esfuerzo de todos".

El socialista José Muñoz ha sido el encargado de defender un decreto "dirigido a personas que "están padeciendo ya la crisis económica" y con el objetivo de que "nadie se quede atrás". Ha puesto en valor que ningún grupo haya pedido ejercitar el turno en contra de este texto.

"Ya vimos lo que ocurrió en la crisis de 2007, medidas expansivas, que luchan contra la desigualdad, tenemos una situación ante la que no debemos dejar que la economía caiga, hay que conseguir que las personas no caigan, se debe primar que no haya una caída de la actividad económica más allá de la derivada del confinamiento", ha aseverado.

Asimismo, ha puesto el acento en los efectos de la deslocalización que se están viendo en estos momentos y ha defendido la necesidad de evitar que las empresas se vayan fuera por falta de recursos o se vean obligadas al cierre. "Me siento orgulloso de este Gobierno, con todos los errores que se puedan cometer, el enfoque es el adecuado".

La diputada de Compromís Mònica Álvaro también se ha mostrado orgullosa de un decreto que "ha supuesto un descanso para miles de autónomos confinados". Aunque ha indicado que le gustaría que contara con mayor presupuesto (inicialmente es de 57,5 millones), ha valorado que esa ampliación esté contemplada en el propio texto.

Según ha destacado, las 140.000 solicitudes de estas ayudas "demuestran la importancia de este decreto". Desde Unides Podem el diputado Ferran Martínez ha destacado que con el impacto de la pandemia esta es ya "una legislatura completamente diferente" y requiere un cambio de mentalidad que el Consell "ha entendido perfectamente".

A su juicio, este decreto "no colma las necesidades de los autónomos" y es un primer paso "en la dirección correcta, pero habrá que seguir haciendo esfuerzos para ayudar a los autónomos".

Entre los partidos de la oposición solo Cs ha votado a favor del decreto. Ruth Merino ha afirmado que es "una buena medida" y el texo es "escueto, no se le pueden poner pegas a tres cuestiones genéricas que se especifican", pero sí ha destacado que en su concreción queda claro que "no se está ayudando a todos, sí se está quedando gente atrás".

"Se quedan atrás miles de autónomos que cotizan a través de una mutualidad", ha dicho, y se ha preguntado qué ocurrirá con autónomos cutos ingresos se han reducido un 40%. Por todo ello, han pedido que se tramitara como proyecto de ley, que ha sido rechazada por el Botànic.

Más crítico ha sido el 'popular' Rubén Ibáñez, que ha confesado que "el cuerpo pedía votar en contra" pero no lo haría por responsabilidad. Ha reprochado que el Consell presente medidas "sin un diagnóstico previo" sobre la evolución del PIB o el empleo y aunque "nadie duda de la intencionalidad de mejorar la situación, ni la forma ni el fondo son los correctos".

Ha subrayado que se deja "por el camino" a miles de autónomos y también que el presupuesto de este decreto sale de "fulminar ayudas a sectores productivos, a los ayuntamientos para proyectos de industrialización o a proyectos de colectivos vulnerables y en riesgo de exclusión". Mientras tanto, ha criticado, el Consell no a tenido el gesto de "recortarse el salario" o ajustar su dimensión.

"A la estructura política le sobran cargos y a la estructura del sector empresarial le sobran cargas. Dinero hay", ha concluido.  Al respecto, desde el PSPV le han replicado que estas ayudas están consensuadas con patronal y sindicatos, mientras el PP "dinamitó el diálogo social" cuando gobernaba. "Estén a la altura de sus responsabilidades", ha pedido Muñoz a la bancada 'popular'.

José María Llanos (Vox) también ha cuestionado el decreto, ya que hay que ayudar a los autónomos pero "a todos" y ha lamentado que se plantean medidas "insuficientes y nada equitativas". Asimismo, ha subrayado la necesidad de apoyar "a los sectores que generan riqueza y no escatimar esfuerzos para que el tejido empresarial sobreviva a esta crisis".

El texto ya convalidado fue aprobado por el pleno del Consell el pasado 27 de marzo. Se trata del Decreto Ley de Medidas Urgentes de Apoyo Económico y Financiero a los trabajadores autónomos y de carácter tributario para hacer frente al impacto del coronavirus, con ayudas de hasta 1.500 euros para los negocios que hayan tenido que cerrar, créditos al 0% de interés para dar liquidez a empresas y el aplazamiento de impuestos que dependen de la administración autonómica.

Las ayudas son tramitadas por Labora y ascenderán a 1.500 euros en el caso de negocios que hayan tenido que cerrar, y a 750 euros para los que, no habiendo sido obligados a cerrar, hayan sufrido disminución ingresos en las condiciones que establece el Real Decreto por el que se declara el estado de alarma. Se prevé destinar 57,5 millones de euros a estas subvenciones.

Asimismo, el IVF se convierte en herramienta fundamental para la articulación de nuevas medidas de liquidez financiera que afectan tanto a los créditos directos como al otorgamiento de avales, labor que realiza Afín-SGR Comunitat Valenciana.

Entre las medidas de carácter tributario recogidas en el decreto destaca la ampliación, hasta un mes contado desde el día en que se declare el fin de la vigencia del estado alarma, de los plazos para la presentación y pago de las autoliquidaciones de los impuestos sobre Sucesiones y Donaciones y sobre Transmisiones Patrimoniales y Actos Jurídicos Documentados, así como los de los Tributos sobre el Juego, que hayan finalizado durante la vigencia de este estado de alarma.

Noticias relacionadas

next