X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información

Colorker espera volver a crecer este año un 3% tras caer el 7% en 2018 y alcanzar 54 millones en ventas

27/07/2019 - 

CASTELLÓ. La empresa cerámica Colorker, una de las compañías punteras en el sector azulejero castellonense que da empleo directo a más de 300 trabajadores, cerró el ejercicio del 2018 con ventas de 53,9 millones de euros, lo que representó un descenso del 7% en relación al año anterior en una caída que vino motivada, principalmente, por el comportamiento fuera del canal habitual de salida del producto y que tiene mucho que ver con la provisión a otros fabricantes y comercializadoras, según se expone en la memoria aportada al registro mercantil.

Pese este balance negativo, las previsiones para este año de Colorker, con sede en Xilxes, dan un giro total al contemplar una recuperación en la senda de crecimiento en cuanto a ventas hasta alcanzar el 3%, en términos moderados debido al complejo escenario macroeconómico que se da en términos globales.

El comportamiento a lo largo del último ejercicio ha sido muy dispar, ya que si bien  la empresa exportó menos de lo inicialmente previsto a lo largo del último año -un descenso del 7,5% que representa 2,7 millones de euros en términos aboslutos- el mercado nacional siguió consolidando su crecimiento -con subidas del 8,9% y 1,1 millones de euros más que el año precedente-.

A estos valores negativos, por contra, la evolución favorable del precio medio de venta de Colorker, con un incremento del 1,5%, además de los buenos resultados que está teniendo su nueva marca (ZYX), que ya aporta un millón de euros de facturación con buenos márgenes y que cada día gana nuevos clientes.

Entre las múltiples razones que se han dado para que 2018 acabara en tasas negativas, la compañía se ha visto salpicada de varios impactos de carácter extraordinario, como ha sido el cierre de su filial portuguesa, una reestructuración interna en el ámbito exterior o la necesidad de afrontar diversas indemnizaciones.

Por otro lado, 2019 se presenta con nuevos bríos para la empresa, que sigue trabajando en el proyecto de su nueva sede corporativa en Xilxes en la que albergará sus futuras oficinas y showroom. Este nuevo establecimiento aportará mayor eficiencia en la coordinación de los equipos hoy en día dispersos en dos ubicaciones distintas, según las previsiones que contempla la compañía.

Puntera en la implantación de la industria 4.0

Colorker ha seguido apostando por la investigación y el desarrollo y dispone de su propio departamento de I+D+i de producto, además de destacar en la implantación de la industria 4.0.,

En este contexto, la compañía viene preparándose para aplicar las nuevas tecnologías, que no solo afectará a los sistemas productivos y desarrollo de nuevos productos, sino que también modificará sustancialmente la relación de la marca con los clientes y las formas de llevar a cabo los negocios. Ante este escenario, Colorker tiene en marcha un plan de digitalización transversal que busca la transformación de la organización para los próximos años y factor determinante para ganar competitividad.

En cuanto al contexto comercial, la memoria de Colorker del ejercicio del 2018 contempla además una amplia radiografía de una economía mundial que si bien a lo largo de este año creció en torno al 3,7%, sí comienza a pareciarse signos de ralentización en el crecimiento bruto en los mercados tanto más avanzados como los emergentes.

Radiografía del entorno económico

Esta desaceleración, según se apunta en el documento aportado por la empresa al registro mercantil, resulta más evidente en la zona euro, que ha crecido 1,8% frente al 2,4% que se dio en 2017. En este escenario España es una de las únicas grandes economías que lograron mantener el crecimiento por encima del 2%. Por otro lado, la incertidumbre motivada por el Brexit, la proliferación de las políticas proteccionistas de algunos países y la inestabilidad política ponen en riesgo la positiva evolución de la economía.

Y en cuanto al azulejo, desde la compañía castellonense se considera que todas estas cuestiones han llegado a afectar al sector, razón que ha sido determinante para una moderación del ritmo del crecimiento en relación a periodos precedentes.

Finalmente, mejor lo ha tenido el mercado nacional en esta última etapa en lo que concierne a evolución, ya que se ha dado un aumento de ventas del 7,7%, mientras que las exportaciones apenas se han elevado un 1,1% y esto gracias a la buena evolución de las ventas al continente americano, que han permitido comnpensar el importante descenso que se ha producdo en las ventas realizadas a países de Oriente Medio y Asia, según la valoración que hace Colorker, que recientemente anunció su vuelta a la próxima edición de la feria internacional Cevisama del 2020.

Noticias relacionadas

next