X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información

villarreal cf

El Villarreal B apuesta por la juventud sin renunciar al ascenso de categoría

18/08/2019 - 

VILA-REAL (EFE). El Villarreal B iniciará la Liga 2019-2020 en el Grupo III de Segunda División B con las mismas ideas y objetivos de anteriores campañas, pues tratará de hacer crecer a los jóvenes valores de su cantera sin renunciar a poder estar arriba y pelear por el ascenso.

Con Miguel Álvarez en el banquillo, por tercera temporada consecutiva, el club tratará de mantener su idea de juego y el peso de la cantera en la plantilla.

Como cada año, son muchos los cambios que se producen en la plantilla, lo que conlleva la salida de muchos jugadores de peso, algunos de ellos porque la categoría se les queda pequeña.

Son los casos de Enric Franquesas, Rubén Mesa, Roger Riera, Simón Moreno, Mario González, Vítor Moya "Chuca" o Joan Femenías, todos ellos fijos el año anterior y que ahora ya no están en la disciplina del club al haber sido traspasados o cedidos.

También se da la circunstancia de que hay futbolistas incorporados al primer equipo como Manu Morlanes y Xavier Quintillà, quienes ya abandonan la disciplina del equipo forma definitiva en la pasada campaña.

El club sigue en la búsqueda de jugadores que compensen la juventud de la plantilla con veteranía o más experiencia, como son los casos del defensa Sofiane Chakla y el del delantero Edu Espiau.

Valores de la cantera

El resto de refuerzos se centran en jóvenes valores del Villarreal C y del juvenil campeón de España, lo que hará de este un equipo con una media de edad muy baja.

A pesar de esa juventud, el club mantiene intactos sus objetivos y sigue mostrándose ambicioso, aunque va a depender mucho de cómo se adaptan al cambio de categoría y a las complicaciones de una categoría tan igualada esos jugadores tan jóvenes.

Por ello estarán los juveniles Morante o Baena, que lucieron este año en el que sin duda ha sido el mejor juvenil de la historia del Villarreal.

La base se centrará en jugadores como Diego Fuoli en la portería, la defensa con Carlos Blanco, Andrei Ratiu, Pepe Castaño o Edu Adell, que ya acumularon experiencia y minutos el año pasado.

También contará con futbolistas como Ramón Bueno que sigue en la entidad al no fructificar su salida al Almería, o Iván Martín, Fran Álvarez, Sergio Lozano, Akale o Adrián Riera, que también fueron protagonistas la temporada pasada y a los que se pueden añadir los nombres de Agüero o Villanueva como delanteros, también con cierta experiencia.

Se trata de un grupo de jugadores a los que se espera se puedan sumar algunos refuerzos más, con la idea de apuntalar un poco mejor el equipo.

Con todos ellos, el Villarreal B afrontará esta temporada con una plantilla joven, polivalente y que espera mostrar la calidad que atesora.

Noticias relacionadas

next