Hoy es 9 de agosto y se habla de

Roig refuerza su apuesta por la energía solar y estudia nuevas plantas en TAU, Cotocer y Pamesa

22/05/2019 - 

CASTELLÓ. Grupo Pamesa acelera en su apuesta por la energía fotovoltaica. Con las obras en marcha en tres de sus centros logísticos para instalar los paneles solares con que reducir su gasto energético, el conglomerado empresarial que dirige Fernando Roig ya estudia alzar nuevas plantas de autoconsumo. Concretamente, las nuevas inversiones se materializarían en las instalaciones de "TAU, Cotocer y Pamesa", señala el director de Compras del grupo, Javier Portalés

De hecho, el representante del gigante azulejero castellonense señala que esperan tener tomada la decisión sobre las nuevas inversiones "muy pronto". Y es que en el grupo empresarial cerámico prevén amortizar los 15 millones de euros que están invirtiendo en las instalaciones actuales "en cinco años", cuando la vida útil de las instalaciones ronda los 25 años. 

Este retorno financiero es el que ha llevado a Grupo Pamesa a analizar la posibilidad de expandir su apuesta por la energía fotovoltaica. Y es que con las instalaciones que actualmente tiene en obras prevé abastecer totalmente de electricidad, en los días soleados, a las instalaciones de Compacglass, una de las firmas del grupo, sin que sobre electricidad que verter a la red y garantizando todo el suministro diurno de la compañía. Concretamente, suministrarán a "tres plantas de cerámica y una atomizadora, todo en la misma pastilla de terreno", cercana a Onda, afirma Portalés. 

40.000 placas en dos meses

El proyecto que tiene en marcha el grupo azulejero, que constituye el mayor de autoconsumo fotovoltaico de Europa, comprende la implantación de 40.000 placas solares, para lo cual actualmente la compañía está trabajando en la estructura que debe albergarlas. Así, las previsiones de Grupo Pamesa marcan que será "en la primera semana de junio" cuando comenzará a recibir las placas. 

Entonces comenzará la recta final de los trabajos, que el conglomerado empresarial prevé acabar en dos centros logísticos "en julio" y en el restante "en agosto", apunta el responsable de Compras de Pamesa. 

Toda una apuesta en la guerra que mantiene el sector azulejero castellonense para tratar de reducir sus costes energéticos y que también se libra en otros campos de batalla, como la cogeneración y la reducción de emisiones de efecto invernadero.

Noticias relacionadas

next