Hoy es 22 de mayo y se habla de

La descarbonización marca la agenda en sostenibilidad de Porcelanosa para 2024

La multinacional española ha realizado hasta 17 nuevas instalaciones de placas solares en tiendas, centros logísticos y plantas de producción

28/02/2024 - 

VILA-REAL. La reducción en las emisiones de gases de efecto invernadero y la descarbonización en los procesos de producción son dos ejes prioritarios en el programa de eficiencia energética y sostenibilidad de Porcelanosa Grupo. Una firma que desde su fundación ha velado por  el cuidado del entorno y la preservación del medio ambiente.

En este sentido, la multinacional española ha puesto en marcha, entre 2022 y 2023, hasta 24 nuevas instalaciones fotovoltaicas con el objetivo de aumentar su capacidad de autoconsumo industrial. Equipos ubicados sobre la cubierta de centros logísticos, plantas de producción e incluso tiendas que llegarán a alcanzar una potencia instalada de 9,4 MWp. Con estas cifras, Porcelanosa Grupo espera conseguir un autoconsumo de hasta el 40%.

Otra de las vertientes en las que trabaja el holding empresarial para la descarbonización es la introducción de alternativas energéticas en los procesos de producción. La inclusión del hidrógeno verde, el uso del biogás como complemento al mix energético o la electrificación son algunas de las opciones investigadas por parte de Porcelanosa Grupo para reemplazar al gas natural como la principal fuente de energía.

Reducción de la huella de carbono

La firma lleva estudiando exhaustivamente las distintas fuentes de emisión de gases de efecto invernadero desde el año 2011 con una reducción del 30% hasta 2022. Estos datos reflejan la eficacia de las medidas adoptadas en aspectos como el consumo de gas natural, electricidad, combustibles o refrigerantes.

Siguiendo en esta línea, Porcelanosa Grupo se ha adscrito a las emisiones de Alcance 3, analizando las parámetros que se producen desde 2021 como consecuencia de las actividades realizadas de forma indirecta. Este valor tiene en cuenta particularidades como el transporte de materias primas o la flota del equipo comercial.

Un proceso productivo basado en la economía circular

El actual modelo de producción de Porcelanosa Grupo está basado en la economía circular. En este sentido, la firma ha sido una de las primeras empresas cerámicas en obtener certificado Residuo Cero que acredita que más del 90% de los residuos que se generan en sus centros de producción se reciclan y reaprovechan en otros procesos de fabricación evitando la eliminación en vertedero.

Además, todos los materiales fabricados en Porcelanosa contienen un porcentaje de material reciclado pre-consumo en su composición. Destacan las Series Ecologic de porcelánico, conformadas con atomizado proveniente del aprovechamiento de los residuos sólidos cerámicos generados durante el proceso de producción superior al 95%.

Gestión del agua

Porcelanosa tiene cinco estaciones de agua residuales en sus instalaciones centrales, con el objetivo de reciclar el 100% de sus recursos hídricos para reintroducirlos en el proceso de producción y mecanizado de las piezas cerámicas de Porcelanosa y Xtone, de la piedra natural de L’Antic Colonial o de Krion.

Además, la compañía estableció en su momento una conexión directa con la estación depuradora mancomunada de Vila-real, localidad donde se encuentra su sede central y sus plantas de producción. Esta conexión podría permitir en el futuro establecer acuerdos con la entidad de gestión de la depuradora para aprovechar aguas residuales tratadas por ésta y ser utilizadas en determinados procesos de las plantas productivas de Porcelanosa.

En la misma línea, Porcelanosa posee una red propia de gestión del agua totalmente canalizada y conectada mediante tecnología IoT (Internet of Things) que facilita el análisis de aspectos como el consumo puntual y el agregado de agua o la tendencia por periodos de tiempo.

Hacia un modelo sostenible

Porcelanosa Grupo está llevando a cabo una transformación de su modelo productivo hacia procesos más sostenibles. Un sistema que avanza a través de medidas verdes que buscan minimizar el impacto ambiental y contribuir a crear una conciencia ecológica integral.

En este sentido, la firma está llevando a cabo prácticas como el reaprovechamiento del calor sobrante de los hornos en otras fases de producción que lo necesitan, de manera que no sea necesario consumir combustibles para ello.

También se está realizando una digitalización de la mayor parte de los procesos clave, lo que permite monitorizar los sistemas e identificar los que sean ineficientes. De este modo se consigue diseñar y optimizar procesos y productos más sostenibles desde el origen. Además, esta digitalización permite recopilar datos ambientales para su uso en memorias de sostenibilidad o de reporting ambiental.

El uso de la bicicleta como medio de transporte para realizar desplazamientos internos, la sustitución progresiva de los vehículos de combustión fósil por aquellos de tipo eléctrico y la instalación de puntos de recarga para vehículos eléctricos e híbridos enchufables dentro de los centros de trabajo son otras prácticas puestas en marcha por parte de Porcelanosa Grupo hacia un modelo más sostenible.

Noticias relacionadas

next