Hoy es 18 de agosto y se habla de incendio bejís incendios altadia cd castellon sacmi ibérica

el president marca las prioridades para el último año del segundo botànic

La tercera 'investidura' de Puig: deberes, homenajes y guiños en el estreno de su Consell "actualizado"

Foto KIKE TABERNER
17/05/2022 - 

VALÈNCIA. El nuevo Consell, la segunda versión del Segundo Botànic, echó a andar este lunes con la toma de posesión de los nuevos consellers y con un discurso del president Ximo Puig que, entre John Keynes y Joan Fuster, aprovechó para poner deberes a los entrenantes, para reconocer la figura de Vicent Soler, y para hacer guiños, a Vicent Marzà y a Alicante, el gran objetivo electoral de su partido en la cita de dentro de un año.

Abrió Puig su intervención con una cita del economista británico sobre la que justificó la que es su primera gran remodelación en siete años. "Decía Keynes 'cuando los hechos cambian, yo cambio de opinión, usted no'" y la realidad nos ha cambiado la vida en los últimos años. Una pandemia, las consecuencias de una guerra y una revolución energética nos obligan a actualizar un proyecto que sigue plenamente vigente para la sociedad valenciana: el proyecto de reparación, reconstrucción y renacimiento que comenzamos en 2015", señaló. 

Este debe ser el Consell que reedite el tercer Botànic en las urnas, parecía querer decir. Una tercera investidura anticipada que en un año deberán aprobar o suspender las urnas pero que mira adelante. "Nace con la misión de relanzar la Comunitat Valenciana y de reorientar la acción del gobierno hacia las transformaciones que marcaran esta década", señaló.

Foto KIKE TABERNER

Justificada la crisis, prometidos antes los cargos (Josefina Bueno y Miguel Mínguez en castellano y en el caso del médico con mascarilla; Rebeca Torró, Raquel Tamarit y Arcadi España en valenciano), Puig aprovechó para reivindicar dos señas de identidad del Botànic: paridad y transición ecológica.

"Por primera vez en la historia, el Consell tiene más mujeres que hombres. Han debido pasar ocho siglos desde el nacimiento del Reino para que conseguir este hecho de justicia", reivindicó. Lo hizo bajo la mirada de muchos invitados (entre ellos la ministra de Ciencia Diana Morant) y de los 102 personajes que decoran el Saló de Corts "con una única mujer, bien escondida". "Enterramos, esperamos que para siempre, esta discriminación", deslizó antes de pasarse a lo verde. "Hay una directriz clara: proteger el planeta no es un peaje. Es una obligación ética y una gran oportunidad para la sociedad valenciana. Queremos conseguir la transición sostenible en mas puestos de trabajo", afirmó.

Presentación y deberes

Acabada la introducción, Puig pasó a presentar a cada nuevo titular y a ponerle deberes. Empezó por el que en realidad no es nuevo, España. Destacó su "mirada amplia" y le exigió como primer objetivo "el aprovechamiento de cada uno de los euros de los fondos europeos". Habló de él como un negociador "duro y dialogante" por si llega el caso de que hay que pelear la financiación autonómica. Pero no parece que vaya a tener oportunida de lucirse en eso.

Foto KIKE TABERNER

A Tamarit (la única novedad a propuesta de Compromís) le dijo que su pedagogía debe servir al gran reto de "propulsar la nueva Formación Profesional. Al único conseller que no viene de la política, Mínguez, le pidió que ponga su "conocimiento" para dar "un salto modernizador" a la sanidad pública. Apuntó que la "determinación" que Torro mostró para conseguir material en lo peor de la pandemia o para atraer la gigafactoria de Volkswagen debe tener ahora como "máxima prioridad" acelerar la llegada de energías renovables (el aterrizaje del controvertido macrodecreto) y dijo que la "mirada humanística" de Bueno debe contribuir a que haya "más universidad que nunca", sin definir mucho qué quería decir.


De homenajes y guiños

Pero con Bueno aprovechó para meter la 'cuña' de Alicante. La del sur fue la única provincia que tuvo protagonismo propio en el acto. Habló de la "profunda conciencia" que tiene la exsenadora de su "tierra", para la que el PSPV-PSOE no tiene aún cabezas de cartel. En el capítulo de agradecimientos también hizo hincapié en que el doble gran legado de la saliente Carolina Pascual es haber creado en la capital alicantina la primera conselleria "descentralizada" y haber hecho de ese territorio "un 'cluster' de innovación". 

Foto KIKE TABERNER

A Barceló, que seguirá como síndica en Les Corts y de la que, por tanto, tampoco se despide, le agradeció que haya recuperado para la sanidad pública "todo lo privatizado", aunque no lo haya hecho con el transporte hospitalario, pero sobre todo su labor en la pandemia. "Se le recordará como el rostro sereno de la gran gestión de la pandemia, la gestora del momento más difícil y la coordinadora de una vacunación modélica", afirmó.

También alabó la labor de Marzà, su 'preferido' entre los consellers de Compromís. "Dijo que quería ser el consejero de todos para avanzar en un pais culto, justo que redujera las desigualdades y prestigiara el valenciano y así lo ha hecho. Se le recordara por su valentía y por una gran habilidad en impulsar una transformación consensuada en la educación", apuntó, obviando la activa oposición que se ha encontrado. Pero la miga con él estuvo en la última frase que le dedicó. "Todavía es muy joven y tiene muchas cosas que hacer", deslizó ante la mirada de algunos de sus compañeros de partidos, incluida la vicepresidenta Mónica Oltra, que había abierto el acto.


Pero si hubo una despedida emotiva fue la de un emocionado Soler. "Cuando tomó posesión del cargo en 2015 dijo 'las necesidades de la gente estarán por delante de todo' y así lo ha hecho. A Vicent Soler el pais de los valencianos le debe un reconocimiento permanente y en la historia quedará", sugirió Puig, dando paso al aplauso más largo de acto.

 



Noticias relacionadas

next