Hoy es 19 de junio y se habla de

jornada sobre los retos y oportunidades en el sector cerámico y la transición energética

Los expertos evidencian la caída de competitividad en el azulejo por el coste energético y las emisiones

La industria de las baldosas cerámicas necesitará más inversión, sinergias con otros sectores y combinar diversas estrategias para cumplir con sus compromisos ambientales en todo el ciclo de vida del producto, entre las conclusiones.

14/12/2021 - 

CASTELLÓ. Con la participación de especialistas en el campo de la energía y la industria, la Asociación Española de Fabricantes de Azulejos y Pavimentos Cerámicos -Ascer- ha celebrado este lunes una jornada que, bajo el título Retos y oportunidades del sector cerámico español en la transición energética, ha evidenciado que los actuales costes energéticos y los derechos de emisión ya están repercutiendo de manera notable en la competitividad de las empresas azulejeras castellonenses.

Los experto, que han analizado la coyuntura actual y han puesto sobre la mesa las opciones que tiene la industria cerámica para encarar el proceso de descarbonización previsto para los próximos años, han mostrado sus estudios desde un doble aspecto: desde el ámbito de la producción o el papel que debe asumir el material cerámico en lo que se refiere a la construcción sostenible.

La primera de las ponencias, a cargo de Ana Mezquita, del Área Sostenibilidad de AICE-ITC, se centró en la evolución de las emisiones de CO2 del sector español de baldosas cerámicas en el periodo entre 1980 y 2020. La ponente recordó que la reducción de emisiones en la industria cerámica fue de más del 50% en los años 90 gracias al cambio de un modelo tradicional a otro basado en el gas natural, lo que significó una revolución en cuanto a cambio tecnológico, como fue la generalización en el uso del horno de rodillos o la automatización de unos procesos que se consolidaron a partir del 2000, periodo que contó con más poder calorífico y que conllevó cambios como fue la implantación de cogeneración y otros sistemas eficientes en materia energética de reaprovechamiento.

Fuente: AICE-ITC

Estos cambios en el sector vinieron acompañados, como recuerda Mezquita, de un gran esfuerzo inversor por parte de la industria para reducir esta huella de carbono, lo que incluso significó quintuplicar estas inversiones con respecto a las que se daban en los noventa. Con vistas a este nuevo proceso de descarbonización, la especialista de AICE-ITC concluye que los nuevos desafíos de reducción de emisiones "solo serán posibles con relevantes cambios tecnológicos aún hoy en fase de investigación".

Ignacio Martí, líder de equipo de procesos industriales de la Fundación Circe, centró su exposición en las tecnologías aplicables para la descarbonización del sector de baldosas cerámicas para remarcar en el importante esfuerzo inversor de las empresas para encarar este proceso. De ahí que este experto señale como idóneo codesarrollar las soluciones, normativas, intercambiar conocimientos entre los diferentes polos industriales, al objeto de lograr un mejor posicionamiento cara al marco regulatorio y económico.

Ignacio Martí, líder de equipo de procesos industriales de la Fundación Circe.

En lo que concierne a tecnologías para esa descarbonización, el responsable de la Fundación Circe señaló que la electrificación en las etapas de descarbonización, secado y cocción de baldosas no está aún disponible a nivel comercialización y se requiere de una mayor madurez tecnológica. Además, Martí explicó que el coste de los procesos de electrificación supondrá una pérdida de competitividad para las baldosas cerámicas.

Y en lo que concierne a la provincia, Martí señaló que Castelló en todo caso necesitará de más refuerzo eléctrico para el periodo 2021-2026, lo que requerirá de nuevas líneas de red sobre el territorio.

Tras la intervención de Martí tomó la palabra el secretario general de Ascer, Alberto Echavarría, para profundizar sobre las propuestas y medidas de la industria para hacer frente a estos retos, no sin señalar la profunda crisis que sume al sector relacionado con el disparado coste de la energía y los derechos de emisión.

Echavarría, quien recordó que el 95% de las empresas azulejeras españolas se concentra en Castellón y cuya producción oscila entre los 488 millones de metros cuadrados frente a los 9.000 millones de China, hoy se enfrenta a una factura energética que "está fuera de control, lo que repercute de manera directa en la competitividad de nuestras empresas". Como ejemplo puso que en las dos últimas semanas este coste por las emisiones ha pasado de los 60 euros por tonelada a más de 80 euros, lo que entiende un incremento "insoportable".

El secretario general de Ascer remarcó que la industria europea soporta sobrecostes que sus competidores de fuera no tienen, mientras Europa no actúa, de ahí que desde el sector se pida a las autoridades comunitarias más flexibilidad y compensar a aquellos sectores que ya tienen buena parte de este camino andado. Además, Echavarria recordó que los costes energéticos y los derechos de emisión se unen otros costes indirectos, como es el impacto de la nueva directiva que afecta al transporte por carretera.

Para Echavarría, se trata de un conjunto de obstáculos para la industria que corre el riesgo de la multilocalización y que, finalmente, las decisiones de inversión se vayan a otros lugares más rentables para las empresas.

En cuanto a las medidas a corto plazo, Ascer propone prolongar la rebaja de los cargos eléctricos, así como la reducción del impuesto eléctrico y del gas, la eliminación del impuesto de hidrocarburos, la rebaja del IVA del tipo general del 21% al reducido del 10% para los productos cerámicos, la reducción de los peajes de gas y electricidad, eximir del Fondo Nacional de Sostenibilidad de la Energía Eléctrica (FRNSSE) al sector o desarrollar el estatuto para los consumidores gasintensivos, entre otras medidas.

En cuanto al medio y largo plazo, la industria cerámica reclama medidas que tienen que ver con la modificación del sistema marginal eléctrico para desvincular el precio de la electricidad en los precios del gas , crear una plataforma europea que centralice la compra de gas natural, incrementar la capacidad de interconexión eléctrica con Francia, el aumento de la generación renovable e inversión en sistemas de almacenamiento o el fomento de los gases renovables, entre otras aspiraciones del sector.

Nuria Matarredona, directora general de Innovación Ecológica en la Construcción, de la Consellería de Vivienda y Arquitectura Bioclimática, fue la encargada de abrir la segunda parte de la jornada de Ascer, centrada en el papel del material cerámico en la construcción sostenible y de calidad.

Nuria Matarredona, directora general de Innovación Ecológica en la Construcción.

Para la representante autonómica, que es uno de los órganos que más dotación obtendrá de los fondos europeos, puso énfasis en las ventajas que vendrán acompañadas en la Compra Pública de Innovación, al tiempo que recordó los programas bonificados y los planes de arquitectura sostenible que existen y que se verán ampliados. "Es una oportunidad que deberemos aprovechar -señaló Matarredona, quien reconoció que nos encontramos en un momento complicado, pero que los fondos llegan y nos permitirán hacer una arquitectura más responsable".

Alberto Echavarría ha aprovechado la oportunidad para recordar a la directora general que en las especificaciones técnicas de licitación de vivienda pública se incluya la cerámica como un producto que fomenta esa sostenibilidad.

La consultora senior de Eco Intelligence Growth, Ariane Lima, tomó la palabra a continuación para hablar de la circularidad y huella de carbono de la baldosa cerámica. De su exposición concluyó que "cuanto más propiedades saludables y de sostenibilidad mayor fortaleza tendrá el producto de recubrimiento, al tiempo que señaló las ventajas de "elegir materiales no tóxicos y con un bajo coste ambiental es una solución atemporal".

Lima señala que para alcanzar el objetivo de la Unión Europea de reducción de emisiones de CO2 para el 2050, la industria de baldosas cerámicas necesitará combinar diversas estrategias a lo largo de todo el ciclo de vida del producto. Y en cuanto a su futuro, explicó que su bajo impacto ambiental respecto a otras alternativas, su composición cien por cien reciclable, durabilidad y el compromiso con la sostenibilidad del sector ofrecen al azulejo un "futuro esperanzador".

Por último, María José González y Milagros Martínez, consumer & shopper insights, de NielsenIQ, presentaron las conclusiones de un estudio sobre la percepción del material cerámico en el prescriptor. Entre éstas destaca que la relación calidad/precio y la facilidad de instalación son los aspectos más importantes para el consumidor de estos productos. Por el contrario, los aspectos menos importantes para éste son si están hechos en España o si se trata de material sostenible.

Fuente: NielsenIQ

En cuanto a las propiedades de las baldosas cerámicas, el estudio señala que la variedad, la facilidad de instalación y de limpieza, así como la rapidez/facilidad de entrega destacan como los aspectos que más valoran los clientes, mientras que lo que menos se tiene en cuenta es si se trata de material sostenible, si es made in Spain o se trata de producto de proximidad y el servicio post-venta.

Fuente: NielsenIQ

Y en cuanto a canales de comunicación, los representantes y la red comercial de las empresas se posicionan como los canales de información preferidos por los consumidores a la hora de conocer las novedades en materiales, seguido de los mayoristas y detallistas, las webs especializadas o buscadores de internet.

Noticias relacionadas

next