Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Política de Cookies Aceptar

publicado por peculiar press

¿Diversidad sexual y de género en ‘Jack y las habichuelas’? 'El mayor tesoro' lo hace posible

El libro de Aleida Gómez de Caso Villar y Paloma Pérez presenta la inclusión como mejor forma de educar a los niños

1/11/2020 - 

MURCIA. Cualquiera recordará la historia de Jack y las habichuelas mágicas, aquel cuento infantil sobre un muchacho que escala a los cielos por medio de una planta mágica para encontrarse con un mundo en el que un malvado gigante quiere comérselo. El gigante guarda tesoros con los que Jack se intenta hacer para hacer frente a la pobreza de su familia. La fábula tiene origen en el siglo XVII, y desde entonces se ha visto reeditada y reinterpretada en infinidad de ocasiones 

Hoy, la ilustradora Paloma Pérez y Aleida Gómez de Caso Villar traen una revisión de la historia de Jack. Se trata de El mayor tesoro, un libro infantil publicado el pasado 8 de octubre por Peculiar Press que muestra una manera muy distinta de concebir el cuento de las habichuelas. Esta vez, la reinterpretación se hace desde la inclusividad: Jack es un niño homosexual, a quien acompaña un personaje de género no binario. Y no solo se presenta el cuento de esta manera, sino que la particularidad que tiene es el lenguaje inclusivo que emplea.  

Ilustrado por Pérez y escrito por Gómez de Caso Villar, El mayor tesoro llega como una manera de educar a los niños en la inclusión, en la empatía y en la libertad. El joven Jack es un incomprendido. Sus vecinos hacen comentarios malintencionados sobre él, pero su madre le anima a que sea como quiere ser. A partir de ahí, la historia transcurre como en el cuento original. Intercambia una vaca por un puñado de habichuelas, su madre se enfada y las tira por la ventana y, al día siguiente, una inmensa planta ha crecido en el jardín hasta llegar más allá de las nubes.  

Todo cambia cuando Jack, al escalar la planta “en busca de tesoros”, se encuentra con Eden, el personaje de género no binario, que un gigante tiene preso. El protagonista, que según explica la ilustradora del cuento, “tiene la mentalidad totalmente abierta fruto de la falta de prejuicios que conlleva la niñez”, decide ayudarle a escapar.  

Inclusión como mejor método educativo

Tanto Paloma Pérez como Aleida Gómez del Caso piensan que la educación inclusiva debe construirse desde que uno tiene uso de razón. Y es así como lo plantean en El mayor tesoro. “Es importante no solo para los niños, sino también para los padres, que son quienes deciden comprar el libro y leérselo a sus hijos”. Explica que la educación en diversidad es fundamental. “Hay que aceptar que no todos somos iguales, aunque fuera lo ideal. Para ello, hay que hablar con los niños desde que son pequeños, porque es el momento en el que son como páginas en blanco, son moldeables. Lo que les enseñas en esa etapa es lo que les construye como personas más adelante”.  

Paloma Pérez, en su oficio como ilustradora, siempre ha buscado reivindicar ese mensaje con sus dibujos. Ya no solo desde la óptica de la libertad sexual o de género, sino también desde el resto de flancos. Cuenta que cuando Aleida Gómez de Caso Villar le propuso ilustrar su texto, “le dijo que sí sin pensarlo”. “Ella me habló de que Jack iba a ser un niño gordito, y eso es lo que me marcó”, señala haciendo referencia al hecho de que muchas de sus ilustraciones han girado siempre en torno a la gordura y el cuerpo. “Cuando me contó todo lo demás, la idea me pareció una maravilla. Pensé: ¡Esto lo tienen que leer los niños!”.  

El título del libro es como ambas han querido definir la moraleja del mismo. El mayor tesoro es Eden, una persona a quien Jack no juzga y con la que establece una amistad más allá de unos estereotipos que él ni siquiera conoce.


Jack y tener la mente abierta

El mayor tesoro presenta a Jack como un personaje carente por completo de prejuicios y estereotipos dañinos. La explicación es su juventud e inexperiencia, además de que vive en un entorno rural alejado de las urbes. Así, el hecho de no haber estado demasiado en contacto con el mundo, su cultura y su sociedad, Jack tiene la mente ‘limpia’ de cualquier valor discriminatorio. “Jack es feliz porque se acepta a sí mismo –explica la ilustradora-. Lamentablemente todavía hay mucha gente intolerante, así que es importante intentar mostrar cómo es uno mismo, sin disfraces. Ser, simplemente, como eres”.  

De esta manera, plasmar esas ideas es mucho más sencillo si se hace en el interior de Jack, que es un joven que “vive lejos de los prejuicios. Está con su madre, que le adora sin plantearse que sea de una forma u otra”. Simplemente le importa que “Jack es bueno y es feliz”. Tanto la escritora como la ilustradora han trabajado en esto desde el principio. “La historia me encandiló, comulgaba totalmente con la forma de pensar de Aleida”.  

Por otro lado, la edición de El mayor tesoro es bilingüe. “Es importante que los niños puedan ver cómo se escribe en dos idiomas a nivel inclusivo –explica-. Así cuando crezcan podrán hablar a todo el mundo con respeto. Creo que por eso es un libro redondo”.  

Y otro de los puntos clave de la editorial Peculiar Press es su apuesta por el feminismo. En una ilustración del final del libro aparece una biblioteca plagada de novelas, la mayoría de ellas escritas o protagonizadas por mujeres. “El mayor tesoro también lucha por la visibilidad. Escritora e ilustradora somos mujeres, y también el equipo entero de la editorial”. 

Paloma Pérez, ilustración inclusiva

La ilustradora Paloma Pérez lleva años plasmando lo que siente a través de dibujos que representan la inclusión en todas sus vertientes. Antes se hacía llamar La Chica Imperdible, pero ahora utiliza su propio nombre. Explica que “una vez cumplió los treinta y había acabado toda tu formación, ya no quería un pseudónimo, sino una identificación directa”.  

Ha llevado a cabo multitud de proyectos, siempre con una lucha que los defina. Defiende que hay oficios creativos que muchas veces no se valoran más allá del hobby. Con sus ilustraciones, además de denunciar la homofobia, la gordofobia, el racismo, el cuerpo, etcétera, busca también acercar la creatividad a los jóvenes. Quiere que vean que en el campo creativo hay todo tipo de oportunidades. 

Actualmente está trabajando en un proyecto de ilustración de mujeres históricas. Resume en un par de frases la enseñanza que, a rasgos generales, busca expresar con todo su trabajo: “Hay que quererse a una misma, aunque a veces sea complicado. El proceso puede durar años, pero hay que buscar estar en paz y conocerse a fondo”.  

Noticias relacionadas

sopa de letras

De diarios publicados en Instagram a libro con Espasa: la (literaria) historia de Xacobe Pato

Por  - 

Puede que algunos –y algunas– lo conozcan antes por @xpgigirey que por Xacobe Pato. No es de extrañar. Este politólogo de formación y librero de Cronopios, una acogedora librería situada en Santiago de Compostela, comenzó a publicar sus diarios en Instagram en 2018. Hoy, cerca de dos años después, atesora la cifra de más de 16.000 seguidores en la red social. Su éxito es tal que este mismo septiembre la editorial Espasa decidió recopilar sus entrañables diarios en forma de libro tangible, físico, real: 'Seré feliz mañana'. De la pantalla al papel hay menos distancia de la que se puede pensar.

tebeos trans

'EL·LE(s)', la primera colección de viñetas sobre identidad de género

Por  - 

Vicente Perpiñá y Carlos Mercé se conocieron en un taller de cómic cuando estudiaban Bellas Artes. Atravesando el confinamiento, decidieron iniciar la producción de una revista de historietas sobre temas queer, que verá la luz próximamente gracias a un proyecto de crowfunding que acaban de completar con éxito. 'EL·LE(s)' es un recopilatorio de múltiples historias, ficciones compartidas sobre temas que afectan al colectivo, una mirada íntima de una lucha cada vez más visible, transferible a formatos tan poco amortizados como el tebeo

next