X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información
Hoy es 7 de diciembre y se habla de CIUDADANOS MARTA MARTÍN TONI CANTÓ à punt living ceramics

El Ayuntamiento de Nules y Facsa finalizan la renovación de la red de agua de la calle Camí Nou

27/11/2019 - 

CASTELLÓ. El Ayuntamiento de Nules y Facsa, la empresa encargada del servicio de abastecimiento en la localidad, han finalizado los trabajos para renovar la red de distribución de agua potable de la calle Camí Nou, situada en el polígono agrícola del municipio.

La actuación, que forma parte del Plan de Mejora de Infraestructuras Hidráulicas, ha consistido en la renovación de 170 metros de nueva tubería de polietileno y 110 mm de diámetro, que ha permitido sustituir las antiguas conducciones de fibrocemento y 70 mm de diámetro. Además, se han instalado tres válvulas y dos bocas de riego nuevas y se han reformado todas las acometidas, según ha informado la compañía de Grupo Gimeno a través de un comunicado.

Estas actuaciones completan las que se han llevado a cabo en la calle contigua, Senda Olivereta, donde también se han renovado 310 metros de tubería. Unas obras que han permitido a su vez instalar nuevas canalizaciones de polietileno de 110 mm de diámetro y sustituir la antigua conducción de fibrocemento de 70 mm de diámetro.

Desde el Ayuntamiento de Nules han destacado la “importancia” de estas actuaciones, “con las que se ha renovado un tramo importante de la red de distribución de agua potable y con las que se pretende mejorar el servicio”. De hecho, según ha recordado el alcalde de Nules, David García, “esta actuación se enmarca en el Plan de Mejora de Infraestructuras Hidráulicas con el que se quiere garantizar y mejorar la calidad del servicio de abastecimiento de agua en nuestra población”.

Por su parte, desde Facsa han explicado que estos trabajos “han permitido consolidar el mallado de la red, lo que contribuirá a mejorar la calidad del agua, además de conseguir una distribución más eficiente de las presiones de suministro, al conectar los extremos de la red y eliminar la caída provocada por los ramales de los terminales de las antiguas redes de distribución”.

Noticias relacionadas

next