X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información

La tecnología TFSI de Audi demuestra su potencial en el DTM

14/08/2019 - 

CASTELLÓ. Después de las primeras cinco citas de la temporada 2019 del DTM, hay dos cosas claras: los nuevos coches de la Clase 1 con sus motores turbo de cuatro cilindros y más de 610 CV garantizan una competición apasionante; y la marca de los cuatro aros ha tomado ventaja con el Audi RS 5 DTM en los tres campeonatos en juego.

“El cambio de los motores V8 atmosféricos a los modernos y altamente eficientes motores turbo de cuatro cilindros ha sido bueno para todos”, declara Dieter Gass, Director de Audi Motorsport. “Ahora competimos con un concepto de motor como el que Audi utiliza en todo el mundo en muchos modelos de producción, y con similares niveles de rendimiento. Las carreras son súper emocionantes y, en parte, impredecibles. Nuestros pilotos están entusiasmados con los nuevos motores turbo y los comentarios de los aficionados también son positivos. El hecho de que Audi y BMW estén tan cerca con coches de nuevo desarrollo habla a favor de la normativa de la Clase 1. Y Aston Martin ha logrado resultados prometedores en muy poco tiempo”.

Después de diez de las dieciocho carreras que se disputarán esta temporada, Audi lidera los tres campeonatos. En la clasificación de pilotos, el líder René Rast tiene una ventaja de 22 puntos sobre Nico Müller, su compañero en Audi, y 40 sobre el mejor piloto de BMW, Marco Wittmann. En la clasificación de equipos, el Audi Sport Team Rosberg lidera frente al Audi Sport Team Abt Sportsline, con el Audi Sport Team Phoenix en cuarta posición. En la clasificación de fabricantes, la ventaja es particularmente grande: con 576 puntos, Audi está claramente por delante de BMW (406) y de Aston Martin (37).

“Podemos estar muy contentos con la primera mitad de la temporada. En especial cuando miramos la clasificación de fabricantes. Es un buen indicador y demuestra que hemos construido un coche muy bueno”, declara Andreas Roos, responsable de Audi en el DTM.

Audi fue el primer fabricante de automóviles que combinó con éxito el turbocompresor con la inyección directa de gasolina en las 24 Horas de Le Mans desde 2001 y, poco después, introdujo la tecnología TFSI en sus modelos de producción. Hoy en día, la inyección directa de gasolina se utiliza en todos los motores de producción turbo de Audi, y supone una medida importante para reducir el consumo y las emisiones de CO2.

La experiencia de la marca con la tecnología TFSI también beneficia a los pilotos del DTM, cuyo balance después de las primeras diez carreras de esta temporada es impresionante: el Audi RS 5 DTM, designado internamente como “RC8”, suma cinco victorias, cinco poles, seis vueltas rápidas y veinte podios de treinta posibles. En siete de las diez carreras disputadas, al menos un piloto de Audi comenzó desde la primera fila. Los seis pilotos oficiales de Audi están situados entre los nueve primeros en la clasificación de pilotos, y todos han subido al podio al menos una vez. El nuevo equipo cliente, el WRT Team Audi Sport, también demuestra el rendimiento del nuevo Audi RS 5 DTM: ha sumado puntos en seis carreras, con el debutante Jonathan Aberdein partiendo en dos ocasiones desde la primera fila de la parrilla.

“Es difícil decir dónde están nuestros puntos fuertes”, explica Andreas Roos. “En mi opinión, el coche en su conjunto es muy bueno, desde el motor hasta la aerodinámica o el chasis. Cuando comenzamos la temporada, el desarrollo en términos de fiabilidad no estaba completamente terminado. Pero desde entonces hemos progresado como esperábamos en todos los campos”.

El líder de la clasificación, René Rast, señala la consistencia como el mayor punto fuerte: “Hemos sido competitivos en todos los circuitos hasta ahora. Desde Zolder he estado en la primera o en la segunda fila de la parrilla en cada carrera, lo que demuestra que somos consistentemente rápidos. Como se esperaba, la gestión de los neumáticos se ha vuelto más importante este año debido a la mayor potencia del motor. Esto depende del trazado y de la temperatura, aunque todavía existen factores que desconocemos, y que iremos entendiendo mejor en las próximas carreras”.

Noticias relacionadas

next