Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Política de Cookies Aceptar

aseguran que las mediciones de la zona zas son positivas

Benicàssim baraja limitar el tráfico a un sentido en la calle Santo Tomás para reducir el ruido de tascas 

7/02/2020 - 

CASTELLÓ. El Ayuntamiento de Benicàssim ha celebrado este viernes una mesa técnica con la asistencia de miembros del equipo de gobierno, técnicos y empresarios para valorar las mediciones acústicas realizadas en la Zona ZAS. 

La alcaldesa, Susana Marqués, y la concejala de Actividades, Cristina Fernández han informado que las mediciones realizadas en el 2019 “constatan una reducción progresiva del ruido respecto al inicio de la Zona ZAS”. 

Dentro de las medidas que se han aplicado en los últimos años para reducir los niveles de ruido en los viales afectados por la ZAS también se ha destacado de forma positiva la reducción del tráfico rodado, como es el caso de la frecuencia de paso del transporte público que ha ayudado a minimizar el nivel sonoro en el casco urbano de Benicàssim. En este punto, el edil de Movilidad, Carlos Díaz, ha expuesto varias opciones para reducir el nivel de ruido del tráfico rodado y, dentro de esas posibilidades, se baraja realizar un estudio para eliminar uno de los sentidos de circulación en el tramo que incluye la Zona ZAS en la calle Santo Tomás. 

El diseño de campañas y acciones de información y sensibilización para concienciar sobre contaminación acústica así como una adecuada ordenación de las terrazas de los locales son otros de los temas que se van a estudiar para “lograr una ciudad más amable”, ha indicado Susana Marqués. 

Cristina Fernández ha comentado además que desde la concejalía de Desarrollo Sostenible que también dirige “vamos a llevar a cabo diferentes acciones formativas dirigidas a los empresarios sobre sostenibilidad medioambiental y encaminadas a continuar reduciendo los niveles de ruido y aumentando la calidad de nuestros establecimientos”.

Durante la reunión mantenida también se ha puesto en valor la creación de la patrulla de control por parte de la Policía Local encargada de realizar un control en la Zona ZAS y, como han confirmado tanto desde el equipo de gobierno como desde la Policía Local, las quejas y denuncias por ruido han disminuido muy considerable “y se registran una o dos al año”. Como ha añadido la alcaldesa, “vamos a seguir trabajando en esta línea, en mejorar la calidad de vida de los vecinos y lograr que el ocio y el descanso sean compatibles”. 

next