Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Política de Cookies Aceptar

atlanta, la playa y dharma empiezan el montaje de los merenderos en el pinar y gurugú

Costas autoriza al Ayuntamiento de Castelló a abrir los chiringuitos de playa a partir del 15 de junio

Fotos: Antonio Pradas

12/06/2020 - 

CASTELLÓ. El Ayuntamiento de Castelló ya tiene la autorización del Servicio Provincial de Costas, dependiente del Ministerio de Transición Ecológica, para adelantar la temporada de explotación de los chiringuitos de playa. A partir de este próximo lunes, 15 de junio, Atlanta, Dharma y La Playa estarán en condiciones de abrir sus puertas en el Pinar y Gurugú. Lo harán al haberse prorrogado automáticamente la concesión de 2019, en virtud del pliego de prescripciones técnicas y administrativas del contrato. Faltará por resolver el expediente sobre el cuarto merendero, cuya licitación se aprobó semanas atrás.

El informe favorable de la dirección general de Puertos, Aeropuertos y Costas (Conselleria de Política Territorial, Obras Públicas y Movilidad) ha sido determinante para que finalmente se haya aceptado la petición del consistorio. El documento considera probado que la apertura de los establecimientos no tiene ninguna afectación directa sobre la población de chorlitejo patinegro, especie vulnerable y que nidifica en la costa castellonense, motivo por el cual los arenales figuran declarados como espacios protegidos en el Plan de Acción Territorial de la Infraestructura Verde del Litorial (Pativel).

Por esa catalogación, la temporada de servicios de playa se limita al periodo que abarca del 1 de julio al 30 de septiembre. Sin embargo, el Ayuntamiento ha defendido desde el primer momento que en esos puntos del litoral la presencia de parejas resulta inexistente, ya que se concentran en el Serradal, declarada como microrreserva desde el año pasado.

"Estamos satisfechos con el informe del Medio Natural, porque descarta que la disminución de crías esté relacionada con la explotación de las playas", asegura el portavoz del gobierno municipal, Rafa Simó.

130 metros de terrazas

Cada chiringuito, con estructuras desmontables y de madera, ocuparán una superficie máxima de 150 metros cuadrados, de los que 130 se destinarán a terraza y el resto (20 m2) serán cerrados. Además de vender bebidas y refrescos, podrán incluir comida en su oferta. Eso sí, quedará terminantemente prohibida la instalación de carpas.

Este mismo viernes las estructuras comenzarán a ser visibles con el inicio del ensamblaje después de que este jueves las empresas descargaran los primeros materiales nada más recibir la autorización.

Los merenderos del Gurugú y Pinar no son los únicos que abrirán a partir de este lunes. También lo harán todos aquellos negocios que se localicen en municipios costeros de la provincia sin playas con fauna y flora protegidas.

Según informan fuentes de Costas, la práctica totalidad de localidades del litoral ha presentado la documentación requerida para disponer del permiso correspondiente. De esta manera, los locales de playa se convertirán en una alternativa de ocio para los castellonenses y turistas ante las cancelaciones de los grandes festivales, como el FIB o el Rototom.

Noticias relacionadas

next