Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Política de Cookies Aceptar

El Regina Violant de Almassora inicia el nuevo curso y se despide de los barracones tras 14 años

7/09/2020 - 

CASTELLÓ. (EP). El colegio Regina Violant de Almassora ha abierto este lunes sus puertas tras 14 años de actividad en barracones. Tras un mes de mudanza desde las aulas prefabricadas al nuevo edificio, el bloque de la calle San Ildefonso ha comenzado el curso escolar en las nuevas instalaciones, adaptadas a las medidas de seguridad contra el coronavirus al igual que en los otros cinco colegios de Almassora, según ha informado el Ayuntamiento en un comunicado.

Los centros públicos han escolarizado al 79 por ciento del alumnado de tres años de la localidad. El comisario jefe de la Policía Local, Roberto Verdoy, ha supervisado la seguridad y el tráfico en las inmediaciones del centro al que se han desplazado a primera hora la alcaldesa de Almassora, Merche Galí, y la concejala de Educación, Raquel Barberà, para desear un buen inicio de curso a la comunidad educativa. Mascarillas, gel hidroalcohólico y entradas separadas para evitar aglomeraciones han marcado el acceso en el primer día de actividad del nuevo Regina Violant.

El centro, ejecutado con una inversión de 5.321.608,86 euros, alberga desde este lunes a cerca de 600 estudiantes de Infantil y Primaria en 7.127 metros cuadrados de superficie construida. En su caso, el Regina Violant copa las 75 plazas ofertadas para alumnado de tres años, al igual que el colegio Santa Quitèria, que ha cubierto las 25 matrículas disponibles para los estudiantes más pequeños.

Según las cifras facilitadas por Educación, de los 315 menores de Almassora nacidos en 2017, 249 están escolarizados en alguno de los seis colegios públicos de la localidad. Esta cifra supone el 79% de matriculaciones, una de las cifras más altas de los últimos años.

Así, con una demanda "muy notable", siguen al Regina y al Santa Quitèria tanto el colegio Cardenal Cisneros como el Hermanos Ochando y el Errando Vilar, con 45, 44 y 41 solicitudes respectivamente de las 50 que los tres centros ofertaban para el inicio de la etapa escolar. El colegio de Embajador Beltrán cuenta con 18 matriculaciones de 50 plazas ofertadas.

"Hoy es un día muy esperado para toda la comunidad educativa por la reapertura de los colegios después del confinamiento, pero el inicio de la actividad en el Regina Violant lo hace aún más especial después de tantos años de instalaciones precarias", según la alcaldesa de Almassora. En su opinión, la inauguración del recinto educativo "pone punto y final a 14 años en barracones y supone un nuevo aliciente para el Santa Quitèria y el Embajador Beltrán, que saldrán a concurso público en unos meses".

Noticias relacionadas

next