Hoy es 23 de julio

más de 400 'startups' nacionales operan en el vertical 'foodtech'

La Spain Food Nation o el arte de estos emprendedores para poner de moda lo de siempre

6/02/2023 - 

VALÈNCIA. Que la industria alimentaria le interesa al mundo estartapero lo ponen de manifiesto las más de 400 startups nacionales que operan en esta vertical y los 268 millones de euros destinados al sector foodtech el año pasado, un 9,38 % más que el anterior, dejando fuera a Glovo. Así lo concluye el último informe ‘Adrdressing new challenges across the food value chain’ presentado en el ICEX en el que se recogen también las iniciativas más relevantes que vienen a configurar lo que algunos llaman ya la Spain Foodtech Nation.

Se ha convertido, pues, en un sector estratégico dentro del ecosistema innovador a cuyo impulso contribuyen iniciativas como la valenciana KM Zero Food Innovation Hub. El propósito de su nacimiento, en 2018, no es otro que “liderar la transformación hacia un sistema alimentario más saludable, sostenible, resiliente y justo, conectando a las personas y proyectos que están trabajando por conseguir un impacto positivo en toda la cadena de valor”.

Con estas miras apoyan la consolidación de proyectos emprendedores que dispongan de productos o soluciones de impacto positivo en el sector. En su breve trayectoria han apoyado ya a más de 400 startups e invertido en seis. Entre estas últimas se encuentra, por ejemplo, Aldous Bio, empresa fundada por Antonio Pellón donde elaboran productos que definen como “alimentos y superalimentos ecológicos honestos, coherentes y de máxima calidad para que cualquier ciudadano se pueda alimentar de manera sana y saludable, poniendo a las personas por delante de los clientes”.

Plant on Demand es otra de las que se ha beneficiado de su paso por Km Zero tras obtener una primera ronda de inversión de 100.000 euros a través del partner  Dacsa Group. La startup ha desarrollado una plataforma ecommerce y de gestión para las cadenas cortas de distribución agroalimentaria.Ofrecen así a productores, cooperativas, comercio local y mercados una herramienta donde vender sus productos online de forma sencilla y donde automatizar las gestiones de preparación de pedidos, logística y administración. Plant on Demand fue reconocida como la startup más innovadora en la edición de ftalks Food Summit 2020, evento internacional que organiza también KM Zero.

Las dos soluciones premiadas en la última edición de ftalks Food Summit corresponden a Let's Cook, en la categoría de innovación, con su oferta de kits para cocinar con nuevas recetas y productos frescos de proximidad, en las cantidades exactas para cocinar más saludable y con menor desperdicio, e Isauki, startup de origen vasco que desarrolla marisco y pescado plant-based a base de algas, en la categoría de sostenibilidad. 

Lo mismo, pero de otra manera

Sin embargo, llama la atención que muchas de las nuevas propuestas alimentarias que triunfan, lo hacen aplicando tecnologías o cambiando el modelo de negocio, pero con el foco puesto en productos que llevamos consumiendo toda la vida.

Por ejemplo, hace siglos que los insectos forman parte de la dieta del ser humano, una práctica que se ha mantenido en algunas culturas que consideramos tribales. Sin embargo, la ingesta de insectos se postula ahora como fuente protéica a tener en cuenta. En la cría artificial de moscas y otros insectos como ingredientes sostenibles para piensos de animales, se basa la idea de negocio de BioFlyTech. También la ya extinta Trillions trató de popularizar el consumo de productos hechos con harina de grillo y otros insectos en forma de snacks.

Tampoco de los huevos camperos se puede decir que sea un producto alimenticio novedoso en nuestra dieta, ahora que, si se le añaden sabores, la cosa cambia. Esta es la idea que tuvo Cayetano Belso, fundador de Koroko, pionera en la producción y distribución de huevos de gallinas camperas de cuatro sabores: trufa negra, ajo, jamón y queso azul. 

Para hablar del consumo de hamburguesas no hace falta remontarse tan lejos como en los casos anteriores. Se hicieron populares en el siglo XX, asociadas al concepto de fast food, donde siguen liderando el ranking mundial de consumo, por delante de la pizza. Ello ha hecho que proliferen restaurantes y negocios por todo el mundo con el foco en este monoproducto, también rey del delivery. Hay tantos que lo que resulta llamativo aquí es cómo se las ingenian las nuevas marcas para diferenciarse del resto y posicionarse en el mercado.

“Nosotros lo hemos conseguido apoyándonos en tres pilares básicos: apostando por la calidad del producto; centrándonos mucho en las personas que trabajan en la cadena; y proporcionando una experiencia de cliente original y creativa con locales divertidos”, declara Carlos Gelabert, cofundador, junto a su hermano Mario, de The Fitzgerald Burger Company, cadena de hamburgueserías nacida en Torrente que cuenta ya con 19 restaurantes -16 propios y tres en franquicia- y dos dark kitchen para el delivey.

Por lo demás, reconoce Gelabert que no inventa nada, como no sea en su política de recursos humanos y en eso de pagar a los camareros como dios manda. 

Noticias relacionadas

next