Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Política de Cookies Aceptar

Sudáfrica sí acepta el tratamiento en frío para el envío de cítricos a EEUU pero no a Europa

16/11/2020 - 

CASTELLÓ. Sudáfrica sí acepta el tratamiento en frío para sus envíos de naranja a los Estados Unidos. Mientras tanto, la Unión Europea no exige esta medida para prevenir la llegada de plagas a los países productores del Viejo Continente. Tanto es así que la patronal de exportadores sudafricana ha llegado a mostrar su satisfacción por las conversaciones en que ha negociado las medidas preventivas de sus partidas a Europa e incluso está tratando de reducirlas, según viene denunciando el sector citrícola de la Comunitat al unísono. 

En lo que se refiere a la exportación a EEUU, el Servicio de Inspección Sanitaria Animal y Vegetal del Departamento de Agricultura estadounidense ha comunicado en los últimos días la autorización para "la importación de cítricos frescos tratados en frío de Sudáfrica a todos los puertos de entrada de EEUU". El documento de la Administración norteamericana explica que la medida se produce después de que los exportadores sudafricanos hayan tenido que enviar, durante dos años, la fruta tratada en frío y únicamente a cuatro puertos del país: Newark, Philadelphia, Wilmington y Houston. El motivo de restringir los envíos a estos puertos se debió a que cuentan con instalaciones frigoríficas que permiten completar el tratamiento en frío en caso de que durante el viaje en barco no se hubieran alcanzado los 21 días reglamentarios.

En los dos años en que EEUU restringió la llegada de cítricos sudafricanos a esos cuatro puertos, llegaron "más de 2.000 barcos" cargados de estas frutas y en ellos no se detectó en ninguna ocasión la plaga de la falsa polilla, una de las que más teme el sector valenciano, "viva". Esto demuestra la efectividad del tratamiento en frío, incide el Departamento de Agricultura americano, y por ello ha autorizado ahora el envío de fruta "a todos los puertos de entrada" estadounidenses si se aplica esta medida. 


La situación es radicalmente contraria a la de los envíos a Europa, donde la llegada de plagas es habitual, no se aplica el tratamiento en frío y la importación está permitida en todos los puertos continentales, además con diferentes sistemas para aplicar los criterios de inspección comunitarios, que en teoría deberían ser iguales para todos los puertos. De ahí que, recientemente, todo el sector citrícola de la Comunitat -desde el campo hasta los exportadores, en una acción poco habitual- se haya unido para reivindicar esta medida preventiva. 

No en vano, de Sudáfrica ya llegó al territorio valenciano la plaga del cotonet, que tanto daño está haciendo en esta campaña, y cada temporada se detectan varios envíos con diferentes anomalías, como la falsa polilla o la mancha negra. 

Apoyo de Italia

En su reivindicación, el sector valenciano puede encontrar nuevos aliados en Europa, al contrario de lo que sucede con algunos actores del Estado. Y es que Confagricoltura, la Confederación de la Agricultura Italiana, lanzó el pasado día 5 de noviembre un comunicado para exigir a la Unión Europea "más control en las fronteras". Lo hizo después de detectar en un puerto de la región de Campania, que no especifica, la plaga de la mancha negra "en productos llegados de Sudáfrica". 

Tras la detección, los exportadores sudafricanos han decidido suspender los envíos a los puertos italianos de naranjas valencia procedentes de zonas en que se ha constatado la presencia de mancha negra, señala Confagricoltura. Pero la organización empresarial italiana considera que esto no es suficiente, además de que llega cuando ya la campaña sudafricana se encuentra en sus últimos estertores. 

Y es que "el riesgo que corren las empresas citrícolas italianas es muy alto: si la enfermedad se extendiera por todo el país causaría un daño irreparable a nuestro patrimonio cítrico" señala la patronal transalpina. Es exactamente el mismo argumento que exhibe el sector valenciano. Veremos si esta alianza de zonas productoras europeas puede surgir efecto en Bruselas, que precisamente pidió unión al sector comunitario cuando se valoró la posibilidad de aplicar la cláusula de salvaguardia para los envíos sudafricanos

Noticias relacionadas

next