X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información
Hoy es 19 de abril y se habla de ELECCIONES 28A VOTO POR CORREO pspv-psoe nulexport Pamesa

da servicio a más de una veintena de municipios de la provincia

Vilafranca estrena una planta de tratamiento de biorresiduos alimentada con energía renovable

12/04/2019 - 

CASTELLÓ. El Consorcio de residuos C1 ha promovido la instalación de una planta de tratamiento de biorresiduos alimentada con energía renovable en el municipio de Villafranca del Cid, con el fin de atender a más de una veintena de municipios de esta zona de la provincia de Castellón.


En la actualidad, esta planta se encuentra en fase de pruebas, previas a su puesta en marcha, y se realiza dentro de una pequeña nave cerrada, mediante unos compostadores aeróbicos electromecánicos en los cuales se produce compost de alta calidad con la fracción orgánica recogida selectivamente en Ares del Maestre, Benassal, Castellfort,  Castell de Cabres, Cinctorres, Culla, Forcall, Herbés, La Mata de Morella, Morella, Olocau del Rey, Palanques, Portell de Morella, La Pobla de Benifassà, Todolella, Torre d´EnBesora, Vilafranca del Cid, Villar de Canes, Vallibona, Villorés y Zorita.

La instalación funciona con energía solar fotovoltaica y la línea de tratamiento dispone de una línea de alimentación automatizada que facilita tanto la apertura de las bolsas como el posterior triturado y mezcla de los biorresiduos con el estructurante, mejorando así la eficiencia de la posterior fermentación y maduración.

Esta nueva instalación de tratamiento en origen, que ha contado con subvenciones obtenidas por diversas administraciones, no comporta sobrecostes para los ciudadanos del Plan Zonal 1, lo que hará que se evite el transporte de la fracción orgánica selectiva de estos 21 municipios a la Planta de Cervera del Maestre, con la consecuente reducción del impacto ambiental derivado de la huella de carbono producido por el transporte de los biorresiduos que se producirán en esta zona.

Según han informado fuentes del propio consorcio a través de un comunicado, los responsables del C1 han  manifestado que con esta planta de tratamiento se da un paso más en el tratamiento de los biorresiduos, donde ya el 60% de los 49 municipios que lo conforman -todos ellos con poblaciones inferiores a los 5.000 habitantes- tienen implantada la recogida selectiva de la fracción orgánica.  

Esta nueva instalación, pretende ser la primera de una nueva red de instalaciones de compostaje rural en toda la Comunitat Valenciana, según resaltan las mismas fuentes.

next