Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Política de Cookies Aceptar

a la espera de consensuarlo con otros grupos

Casado y Sánchez pactan convertir la mesa para la reconstrucción en una comisión parlamentaria

20/04/2020 - 

MADRID (PP). El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, ha aceptado la petición del líder del PP, Pablo Casado, para que la negociación y los posibles pactos para afrontar la devastación económica y social del coronavirus se lleven a cabo en una comisión parlamentaria en el Congreso. Eso sí, el Ejecutivo ha reconocido que este extremo debe ser "consensuado" con otras fuerzas políticas.

Sánchez y Casado han llegado a este principio de acuerdo en la reunión por videoconferencia que han mantenido este lunes por espacio de poco más de una hora. El PP ha saludado que esa mesa para la reconstrucción se "reconduzca" a comisión parlamentaria como había solicitado el líder de su partido.

En estas dos últimas semanas, los 'populares' ya habían expresado su rechazo a esa mesa de reconstrucción que impulsa Sánchez, que habían llegado a tildar de "señuelo" y "trampantojo", insinuando incluso la posibilidad de que pretendiera llevarse a cabo un "cambio de régimen". Por eso, habían exigido que cualquier negociación se realizara en el Parlamento "con luz y taquígrafos".

Al término de la conversación, Moncloa ha informado de que Casado ha solicitado que esa mesa se constituya en el Congreso, "en formato de comisión para la reconstrucción". "El presidente del Gobierno considera positiva esta propuesta, a la espera de que sea consensuada", han señalado el Ejecutivo en un comunicado.

Según el Gobierno, a Sánchez "le importan los contenidos y quiere agradecer y reconocer la disposición de todas las fuerzas parlamentarias por alcanzar un acuerdo esencial para reconstruir" el país. Aparte de hablar con los partidos, el presidente del Gobierno está impulsado también acuerdos de reconstrucción con las Comunidades Autónomas, la FEMP y los agentes sociales, ha recordado Moncloa.

El jefe del Ejecutivo abrió el pasado jueves su ronda de contactos para recabar apoyos a esa mesa y hasta ahora solo se habían desmarcado de ese foro la CUP y Vox. Sin embargo, este lunes el líder de este último partido, Santiago Abascal, ha abierto la puerta a participar en ese foro si es en el Congreso.

"Encontrará el hombro del PP en el Parlamento"

En una rueda de prensa por vía telemática desde la sede del PP, Casado ha insistido en que si hay que acordar medidas a medio y largo plazo por el Covid-19 debe hacerse "con luz y taquígrafos en sede parlamentaria". A su entender, la sede de la soberanía nacional permite "más democracia, más transparencia y más eficacia" porque hay debates y "se vota iniciativa por iniciativa".

"La propuesta que le he hecho a Sánchez es crear una comisión en el Congreso para hablar de las medidas económicas, sociales, sanitarias para paliar esta pandemia", ha señalado, para añadir que en ese órgano los partidos deben tener la representación proporcional que cosecharon en las urnas en los últimos comicios.

Además, ha señalado que esa comisión se puede abrir a expertos y agentes sociales que puedan comparecer y que después se puedan elevar al Pleno del Congreso las propuestas para que los problemas de la crisis del coronavirus "se resuelvan con medidas legislativas".

De hecho, y ante las reiteradas peticiones del Gobierno reclamando al PP arrimar el hombro, ha indicado que Sánchez "encontrará el hombro del PP en el Parlamento, donde tiene que estar" y ha agregado que es ahí donde lo "esperan los españoles".

Casado ha explicado que esta nueva comisión parlamentaria sobre el Covid-19 puede "incluir todas las medidas sin que eso sea óbice para que puedan tener su traslación a otras comisiones", como la del Pacto de Toledo o la de Educación. A su entender, lo "positivo" es que haya un órgano donde debatir de forma "flexible" y estudiar medidas que se pueden poner en marcha más adelante.

Rechazo del PP a una mesa "extraparlamentaria"

El presidente del PP ha explicado que su partido no podía aceptar una "mesa extrarlamentaria" ni que haya una mesa de reconstrucción con aquellos que quieren "destruir España". "Allí el PP no puede estar, pero sí en una comisión que se cree en el Parlamento", ha manifestado.

En este sentido, ha subrayado que el PP no estaba dispuesto con esa mesa de reconstrucción a "ser utilizados por el Gobierno para compartir los errores en una negociación a medio plazo" o para "intentar poner de relieve discrepancias que en democracia son legítimas". A su juicio, no se puede "demonizar" a la oposición por decir lo que cree que se está haciendo "mal".

Además, Casado ha confesado que a él no le gusta hablar de "reconstruir" porque supone "dar por hecho que se va a seguir destruyendo". "Es una comisión parlamentaria que se llama de reconstrucción o de reforma, no vamos a discutir por el nombre. Me parece adecuado siempre y cuando nos dediquemos también a evitar la destrucción", ha enfatizado.

Así, ha indicado que "esto no es una guerra" sino "una catástrofe en vidas humanas y un drama nacional" que "puede ser también una hecatombe económica". "Aquí no hay dos bandos, aquí ya hemos perdido demasiado todos los españoles", ha resaltado, tras subrayar que "aquí no va a ganar nadie" y "apelar a la eficacia para superar estos daños y no a la épica propagandística".

En cuanto a si ve posible llegar a acuerdos con Podemos, o con ERC o Bildu, Casado ha resaltado que de esta crisis no van a salir "con soflamas populistas" y ha afirmado que "o hay una flexibilidad y competitividad de la economía española o no saldrán de la crisis". Según ha añadido, el PP pedirá en esa comisión que la salida de la crisis se haga de forma "responsable".

Dicho esto, ha indicado que el vicepresidente segundo del Gobierno y líder de Podemos, Pablo Iglesias, ya ha dejado clara cuál es su hoja de ruta. "Sánchez ya tiene a su Varoufakis, al señor Iglesias, que ha señalado una salida de la crisis muy irresponsable, pero tiene que recordar como acabó Tsipras", ha manifestado, para subrayar que la salida de la crisis no pasa por lo que hizo entonces el Gobierno griego sino por la actuación del Ejecutivo de Mariano Rajoy.

Sobre la presencia de Bildu en esa comisión parlamentaria, Casado ha señalado que tendrá que acordar su composición en función de la representación que lograron en las urnas y ha agregado que para el PP "no son interlocutores homologables hasta que no condenen los 853 asesinatos de ETA".

Ve "difícil" apoyar los PGE

Respecto a la posibilidad de dar apoyo a unos nuevos Presupuestos Generales del Estado para 2021, Casado ha recordado que el plan de Sánchez era pactarlos "con sus aliados" y que el PP no es "parte del Gobierno" sino oposición y "alternativa", por lo que cree "bastante difícil" dar apoyo a "unos Presupuestos Generales del Estado extrasociales".

 "Va a ser difícil que cuente con el respaldo del PP, pero no quiero aventurarme", ha concedido, antes de aseverar que los 'populares' "siempre" estarán "dispuestos a enmendarlos". "Para salvar vidas, todo nuestro apoyo. Para arruinar España, no", ha zanjado, criticando las "recetas" por "tremendamente nocivas" medidas planteadas por Unidas Podemos en el Gobierno.

En cuanto a si cree que hay que ir a elecciones si no se alcanzan acuerdos en ese foro, el presidente del PP ha indicado que están ahora mismo "en una crisis tan grave" que tienen que "ocuparse de los españoles y de sus problemas" en este momento.

Eso sí, ha dicho que el PP sigue manteniendo sus afirmaciones sobre que hay "ocultación de datos" y "falsedades" por parte del Gobierno. "Los españoles no se merecen un Gobierno que no les diga la verdad", ha aseverado.

Exigencias a Sánchez para que el PP apoye otra prórroga del estado de alarma

El presidente de PP, Pablo Casado, ha puesto una serie de exigencias al jefe del Ejecutivo, Pedro Sánchez, para apoyar otra prórroga del estado de alarma en el Congreso y ha asegurado que espera una respuesta positiva en los próximos dos días, antes de la votación que tendrá lugar el miércoles en el Pleno.

En concreto, las exigencias que ha planteado Casado están organizadas en tres bloques: las de carácter sanitario, para asegurar protección para sanitarios y trabajadores y test sobre Covid-19, así como un recuento fiel del número de muertos; de carácter socioeconómico, para que se abonen ya las ayudas comprometidas, entre otras medidas; y, en tercer lugar, exigencias sobre "libertades democráticas" para que haya transparencia sobre qué hace el Gobierno y respeto a la libertad de expresión, según ha dicho.

El líder del PP ha defendido que el PP haga exigencias y, de hecho, ha recordado lo que ocurrió con la prórroga anterior, cuando las propuestas del Grupo Popular de reabrir el Parlamento y permitir en las ruedas de prensa las preguntas de los periodistas se han acabado por cumplir.

En el bloque específico de Covid, Casado ha exigido que garantice material a los sanitarios y los trabajadores de manera inmediata; que los test masivos lleguen ya "con prontitud a toda España" y que se mantenga el respeto a los muertos con un recuento "fidedigno" de fallecidos y el decreto de luto nacional.

En el bloque socio-económico, el PP pide el pago "inmediato" de la prestación a los 3.5 millones de afectados por ERTE, liquidez "suficiente" para pymes y autónomos para que no tenga que cerrar. Además, incluye peticiones como una paga extraordinaria a los sanitarios, pago del sueldo bruto a trabajadores de sectores esenciales y la exención del pago del impuesto de sucesiones y donaciones a los familiares de los fallecidos

Según Casado, es "imprescindible" que haya flexibilidad en la economía española "o no saldremos de la crisis", por lo que reclama que se atienda su plan de competitividad que presentó el PP hace unas semanas. A su entender, de la crisis económica que está dejando el Covid-19 no van a salir con "soflamas populistas".

En el bloque relativo a libertades públicas, ha reclamado que se rehabilite el portal de transparencia y que se incluyan en él los informes de los expertos; que se "garantice la neutralidad" del Gobierno en su relación con los medios de comunicación, y en RTVE y que se den explicaciones sobre la "limitación de la libertad de expresión de los españoles a través de las redes" y "quién ha dado esas indicaciones".

Al ser preguntado si el apoyo del PP a la prórroga está condicionado a que el Gobierno acepte sus exigencias y si es condición 'sine qua non' que las acepte todas, Casado ha dicho que espera que el Ejecutivo las acepte ya que, a su entender, tiene la responsabilidad de adaptar la ejecución del estado de alarma a las peticiones "sensatas y legítimas que hace la oposición".

El líder del PP ha señalado que su partido está comprometido desde el primer momento a apoyar al Gobierno en los temas sanitarios pero también tiene que estar "a la altura de esa responsabilidad" planteando peticiones "sensatas". A su juicio, estas propuestas son las que "merece España y reclaman los españoles".

"Esperamos que se tengan en cuenta por parte del Gobierno. Creo que eso es mucho más constructivo que los españoles vean un duelo a garrotazo o un pulso entre partidos, como a veces se nos ha intentado tachar a nosotros", ha apostillado.

En el caso concreto de la petición de que se decrete luto nacional, una petición que el PP lleva semanas reclamando a Sánchez, Casado ha defendido de nuevo esta medida ante este "drama sin precedentes" con más de 20.000 fallecidos.

"Creo que el nivel de las naciones también se mide en cómo honramos a nuestras víctimas y creo que las víctimas del coronavirus merecen ese luto nacional y ese funeral de Estado que hemos pedido", ha manifestado.

Noticias relacionadas

next