Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Política de Cookies Aceptar

Facsa comienza las pruebas del proyecto Piver para reducir el impacto de vertidos industriales en ríos

20/01/2021 - 

CASTELLÓ. Desarrollar una tecnología económicamente viable para medir y reducir el impacto de los vertidos en el cauce de los ríos es el principal objetivo de Piver. Un proyecto impulsado por Facsa y subvencionado por el Ministerio de Industria dentro del cual ya se han comenzado a tomar las primeras muestras en el río Aragón de Navarra y el río Gállego de Zaragoza.

Esta iniciativa hará posible medir la disolución de los vertidos arrojados en los ríos, valorar el impacto en los cauces y plantear medidas correctoras. Todo ello gracias al trabajo llevado a cabo por Facsa, Ideya, Control 7 y Zinnae, que han contado también con la colaboración de la Confederación Hidrográfica del Ebro. Por su parte, Facsa aportará su experiencia en el cálculo hidráulico bidimensional y la dinámica computacional de fluidos (CFD), mientras que Ideya se encargará de validar los modelos obtenidos mediante tecnologías punteras como sensores y drones con cámaras termográficas y Control 7 liderará el análisis de las aguas vertidas.

Así, de forma concreta, los sensores y drones tomarán datos que serán posteriormente verificados por la novedosa herramienta de CFD desarrollada por Facsa, cuyos resultados se cruzarán con los obtenidos de las muestras de agua analizadas en los laboratorios. De esta forma, será posible intervenir con mayor eficiencia, haciendo el vertido de manera diferente o en distintos puntos para minimizar sus efectos.

El desarrollo de este proyecto -para el que el clúster aragonés del agua (Zinnae) ha conseguido una importante subvención del Ministerio de Industria dentro de la última convocatoria de ayudas a las Agrupaciones Empresariales o clústeres- reducirá el riesgo ambiental y los costes económicos asociados a los daños producidos en el medio físico y los ecosistemas, proporcionando garantías financieras a las empresas que producen el vertido. Del mismo modo, ofrecerá una herramienta a los organismos de cuenca para apoyar las tareas de inspección de vertidos y definir los puntos de tomas de muestras.

Noticias relacionadas

next