Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Política de Cookies Aceptar

en toda la comunitat, solo 9 localidades de más de 5.000 habitantes pueden suprimirlas

Solo cuatro localidades castellonenses de entre 5.000 y 10.000 habitantes eliminan las franjas horarias

23/05/2020 - 

VALÈNCIA. Solo cuatro localidades castellonenses de entre 5.001 y 10.000 habitantes, Segorbe, Alcalà de Xivert, Peñíscola y Borriol, disfrutan desde este viernes de una nueva fase del desconfinamiento. Y es que, aunque siguen estando, como el resto de la provincia, en fase 1, les son de aplicación las nuevas medidas aprobadas por el Gobierno para suavizar la desescalada. En cambio, las otras cinco localidades del territorio castellonense en esta franja de población (de 5.001 a 10.000 vecinos) que en teoría se podrían haber beneficiado, han quedado fuera. Se trata de Almenara, Betxí, Moncofa, Oropesa del Mar y Torreblanca

De esta manera, según el censo oficial de la provincia, son 28.630 los vecinos de la provincia que ven eliminadas ahora las franjas horarias, los residentes oficiales de Segorbe, Alcalà, Peñíscola y Borriol, desde donde se han felicitado por las nuevas medidas disponibles, entre ellas la capacidad de abrir, al 40%, el interior de los establecimientos de restauración.

Críticas de los municipios perjudicados

Los otros cinco municipios de entre 5.001 y 10.000 habitantes de la provincia se quedan fuera al superar la densidad de población fijada, de 100 habitantes por kilómetro cuadrado. Pero ello no les ha evitado el lógico enfado. El alcalde de Moncofa, Wences Alós, ha calificado la medida de "despropósito", ya que el anuncio durante la semana ha dado pie a que la gente "se saltara" los horarios al creer que ya eran de aplicación. Asimismo, tras quedar fuera de la supresión de las franjas, desde el Ayuntamiento de Almenara han pedido a la Conselleria de Sanidad que las modifique para practicar deporte y pasear, "sobre todo en lo referido a los menores de 14 años, así como a los mayores de 70 y dependientes, ya que a determinadas horas se están alcanzando ya temperaturas elevadas".

En otras poblaciones, como Torreblanca, se lo han tomado con más resignación y han pedido en las redes sociales a sus vecinos "respetar las medidas del Gobierno, que buscan protegernos. Hay que ser pacientes, no podemos bajar la guardia". 

Además, según informa Europa Press, hay otras localidades castellonenses más pequeñas (de menos de 5.000 habitantes) que ya no tenían franjas horarias para hacer deporte, o salir a pasear, por ejemplo, a las que no se les podrá aplicar otros beneficios de los incluidos en la nueva orden para el desconfinamiento. En este caso se enmarca Geldo (el más curioso, por su escasa población, de tan solo 635 habitantes), les Alqueries, Ribesalbes, Sant Joan de Moró, la Vilavella y Xilxes, según indica la agencia informativa. 

La polémica orden

El Boletín Oficial del Estado (BOE) publicó este viernes una orden ministerial de Sanidad que amplía la supresión de las franjas horarias a los municipios de hasta 10.000 habitantes, una medida ya anunciada por el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, en la última Conferencia de Presidentes y que, no obstante, ha entrado en vigor con algunos requisitos adicionales. Uno de ellos impide a aquellas localidades con una densidad de población superior a los 100 habitantes por kilómetro cuadrado suprimir estas limitaciones temporales, lo que afecta directamente a 46 poblaciones de toda la Comunitat.

El requisito deja fuera a 340.655 personas y provoca que solo nueve municipios valencianos de entre 5.001 y 10.000 habitantes puedan disfrutar de la nueva norma. Además de los cuatro castellonenses, entre ellos se encuentran Ayora, Turís y Buñol, en la provincia de Valencia, y Xixona y el Pinós en Alicante. 


Estas nueve localidades de la Comunitat suman en su conjunto 64.827 vecinos, lo que representa solo el 16 % de los residentes en municipios valencianos de entre 5.001 y 10.000 habitantes que podrían haberse visto beneficiados por la flexibilización de las restricciones del Ministerio de Sanidad, que se aplican sin importar la fase del plan de desconfinamiento. 

Tras el anuncio de Sánchez, el director del Centro de Coordinación de Alertas y Emergencias Sanitarias, Fernando Simón, ya expresó que este tipo de poblaciones reunían las condiciones para la supresión de las franjas horarias porque habían sido, en general, menos afectadas por el coronavirus que las grandes ciudades.


396 localidades sin límite horario

De esta manera, la Comunitat cuenta ya con 396 municipios en los que se puede pasear y hacer deporte no profesional sin franjas, lo que supone un 10,5% del total de la población que habita en territorio valenciano. En este sentido, el mayor número de personas se concentra en la provincia de Valencia, donde 289.098 vecinos pueden salir sin límite horario, por delante de Alicante (119.978 personas), y la provincia de Castellón (116.449 personas).

Además, hasta siete comarcas tienen desde este viernes a todas sus localidades sin restricciones de movimiento por franjas horarias, como son el Alto Mijares, Els Ports y el Alt Maestrat en Castellón, y Los Serranos, el Rincón de Ademuz, el Valle de Ayora y la Canal del Navarrés en Valencia. Todas ellas son asimismo regiones que se encuentran en riesgo de despoblación según el Comité Económico y Social de la Comunitat (CES-CV).

Por su parte, y aunque ninguna comarca de Alicante tenga a todas sus poblaciones con libertad para pasear y hacer ejercicio, en algunas, como el Comtat, solo una localidad (Cocentaina) está limitada todavía por horarios en función de la edad. 

Siete municipios pueden salir del término municipal

Por otro lado, y al margen de las franjas horarias, los habitantes de hasta siete municipios de la Comunitat Valenciana han sido autorizados a traspasar el límite del término municipal a la hora de pasear o hacer deporte durante esta crisis sanitaria, para asegurar así que se mantengan las distancias de seguridad durante esas actividades.

Las restricciones a la movilidad se han encontrado con casos en los que la alta densidad de población dificulta que se pueda pasear sin aglomeraciones, o en los que el casco urbano coincide con el del municipio colindante, por los que se les ha permitido que para estas actividades en concreto puedan salir del municipio.

Entre ellos, uno de los casos más llamativos es el de Mislata, que con alrededor de 22.500 habitantes por kilómetro cuadrado, concentra la mayor densidad de población de España. Además, también figuran Emperador, Carcaixent, Albalat dels Sorells, Beniredrá, Faura y Quartell.

Noticias relacionadas

next