X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información

de 3,8 kilómetros de longitud

Castelló ultima un corredor ciclopeatonal y lleno de vegetación en el Camí La Plana

1/12/2019 - 

CASTELLÓ. La remodelación del Camí La Plana para transformarlo en un nuevo corredor verde para Castelló ha entrado ya en su recta final. La actuación, cofinanciada por el Fondo Europeo de Desarrollo Regional (FEDER) y el Ayuntamiento, suma 4.504.000 euros de presupuesto y es una de las 12 operaciones incluidas en la Estrategia de Desarrollo Urbano Integrado y Sostenible EDUSI-Transforma Castelló, que proyectará en la ciudad inversiones por 20,2 millones de euros hasta 2022. 

La empresa Becsa, ejecutora del proyecto, está inmersa estos días en concluir los trabajos de jardinería que potenciarán el perfil verde de este nuevo corredor ciclopeatonal para la ciudad, de 3,8 kilómetros de longitud. Falta también realizar la señalización horizontal y parte de la vertical, y ultimar la instalación de los 23 bancos y 23 papeleras que salpicarán todo el recorrido, así como ubicar las 4 fuentes previstas en el remodelado camino, dos de ellas adaptadas a personas con movilidad reducida. 

La alcaldesa de Castelló, Amparo Marco, ha destacado que el proyecto tiene como objetivo la recuperación y puesta en valor de un camino histórico con valor cultural propio como es el Camí La Plana. Un vial que une el casco urbano de Castelló con su distrito marítimo a través de un enclave idiosincrático como es la Marjalería. También ha resaltado la mejora al tráfico rodado que implica esta operación materializada gracias a la inversión europea, y los beneficios para residentes a la hora de acceder a sus viviendas. Y todo ello sin dejar de lado la seguridad que ganan en este tramo tanto viandantes como vehículos, gracias al refuerzo de la iluminación, el nuevo pavimento –con asfalto fonoabsorbente- y la adecuación de una vía verde ciclopeatonal a lo largo de sus 3,8 kilómetros de longitud. “Es una gran mejora para los vecinos y vecinas de Castelló, y para todas aquellas personas que transiten por este nuevo espacio que invita al ocio saludable”, ha dicho Marco. 

Con la remodelación del Camí La Plana, Castelló da un paso hacia el modelo de ciudad sostenible e inclusiva al que aspira. El proyecto contiene una vertiente de compromiso medioambiental, al sumar con esta transformación del espacio un nuevo anillo verde para la capital de la Plana y ampliar la red de carril bici, reforzando con ello el uso del transporte sostenible con bajas emisiones de carbono y alternativo al motorizado. El nuevo Camí La Plana “hila, conecta e invita a ser descubierto, es un proyecto que crea ciudad, que la reconvierte es un espacio más amable, con potencialidades y acorta distancias entre las personas que la habitan”, ha resaltado Marco.

Noticias relacionadas

next