X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información
Hoy es 12 de noviembre y se habla de elecciones 10n PPCS vox castellón burriana ELECCIONES 10-N

Cicogres trabaja a medio gas en busca de una salida a su concurso de acreedores

1/09/2019 - 

CASTELLÓ. En pleno proceso de redefinición del sector azulejero, que no cesa de vivir cambios en la propiedad de las compañías y que a pesar de las dificultades sigue creciendo, según ha destacado recientemente el presidente de la patronal azulejera Ascer, Vicente Nomdedeu, hay fabricantes que luchan por superar situaciones adversas. Es el caso de Cicogres, cuyo concurso de acreedores, que presentó meses atrás, acaba de hacerse oficial con su publicación en el Boletín Oficial del Estado. 

Para superar el concurso la compañía radicada en Vilafamés trabaja actualmente a medio gas. Según han señalado a Castellón Plaza fuentes conocedoras, de los cuatro hornos de que dispone el fabricante castellonense solo están activos a día de hoy dos. Y, aunque los dirigentes de la sociedad pretendían poner en funcionamiento uno para tener más capacidad de maniobra a la hora de producir su amplia gama de formatos, este paso todavía no lo ha dado. 

Dos expedientes de regulación

A la par, la cantidad de plantilla también se ha reducido de forma proporcional. En este sentido, los gerentes de la compañía aplicaron antes del verano dos expedientes de regulación de empleo: uno de extinción y otro de suspensión. El ERE conllevó la salida de 35 personas de la firma vilafamesina con unas condiciones algo superiores al mínimo que marca la ley, motivo por el cual aproximadamente la mitad de los despidos fueron voluntarios. 

En lo que se refiere al ERTE, se han visto afectadas la totalidad de las 130 personas que trabajan en la planta, que de forma rotatoria descansarán durante tres meses a lo largo de nueve. De esta manera, no será hasta principios de 2020 cuando concluya este expediente de regulación temporal. 

Para entonces la compañía ya debería haber comenzado a encarar su salida de la difícil coyuntura en que se encuentra con el plan de viabilidad elaborado conjuntamente con el administrador concursal. Y es que, después de perder casi 5 millones de euros el año pasado, el elevado endeudamiento de la compañía lastra su viabilidad, como la firma incluso recogió en sus últimas cuentas.

Noticias relacionadas

next