Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Política de Cookies Aceptar

Hoy es 13 de julio y se habla de

las pymes sopesan plantear eres temporales y se extiende el teletrabajo por el coronavirus

El azulejo en estado de shock: Argelia cierra sus fronteras y Coverings se replantea su celebración

18/03/2020 - 

CASTELLÓ. El cierre de fronteras marítimas y aéreas tanto de pasajeros como mercancías procedentes de España, decretado por el Gobierno de Argelia a consecuencia de la pandemia del coronavirus, ha dado la puntilla a un sector azulero castellonense que ve cómo la feria Coverings, a celebrar en la ciudad norteamericana de Nueva Orleans entre los próximos 20 y 23 de abril, finalmente, ha decidido replantearse su posible cancelación o aplazamiento, tal como exponen fuentes de la principal feria cerámica en el continente americano y al que estaban llamadas a participar unas 80 empresas españolas.

Por un lado, el Gobierno de Argel ha dispuesto el cierre de sus fronteras a las personas y mercancías de España y Francia por un periodo de al menos 15 días, que podrán ampliarse; así que aquellos productos que a fecha de este pasado lunes no hubieran pasado la aduana de aquel país se encontrarán con las puertas cerradas a un mercado en su día estratégico para el sector.

Según indican fuentes de la patronal Ascer a sus asociados, mientras dure esta situación, se deberá decidir junto a los importadores qué hacer con esta mercancía, si se deja en depósito en el puerto de destino o se devuelve a España, con lo que supone de costes extras para las empresas españolas. Por otra parte y pese a que Argelia era hace poco más de dos años el quinto principal destino del azulejo español, las trabas proteccionistas del país magrebí hacia los pavimentos y recubrimientos cerámicos han hecho que este mercado haya dejado de ser uno de los mercados estratégicos para el sector.

Y mientras esto sucedía en Argelia, en Estados Unidos la feria Coverings se replanteaba este martes la celebración de su edición anual prevista en abril en la capital de Louisiana y en la que se había planteado la ausencia de las empresas italianas, mientras que las españolas aún buscaban fórmulas virtuales con las que eludir las restricciones impuestas por el Gobierno federal para evitar el contagio del coronavirus. Entre éstas estaba el confinamiento previo durante dos semanas de aquellos visitantes que acudieran a este salón internacional, el de mayor calado para el sector en territorio americano. Estas limitaciones habían supuesto que las empresas españolas empezaran a reconsiderar su participación bajo el paragua del Tile of Spain, marca que, junto a la italiana, componen dos de los tres principales partners de la feria.

La posible suspensión de Coverings sucede apenas unos días después de anunciarse el aplazamiento de la feria Mosbuild, en Moscú, y que es el principal salón internacional y foco  de atención del sector de la construcción de la Europa del Este y de los países próximos a Rusia, a la que estaban llamada una veintena de empresas españolas, entre fabricantes de baldosas y maquinaria cerámica.

El coronavirus altera la rutina en las plantas

El coronavirus y la declaración del estado de alarma, por otro lado, no ha provocado parón en la producción salvo en casos excepcionales, aunque sí se han producido un generalizado aumento de los controles y las medidas de prevención en las plantas, como sucede en Porcelanosa, donde la mitad de su personal de oficina trabaja ya desde casa o que los empleados acudan directamente cada uno a su puesto sin tener que fichar.

Otra de las medidas que se han tomado es el cierre de los espacios comunes o de las máquinas expendedoras de café o alimentos, además de las fuentes, con la posibilidad de que cada trabajador pueda llevar estos productos desde casa. La prohibición de las visitas de proveeedores es otra de las medidas extendidas, así como el refuerzo en las labores de desinfección y limpieza o la repatriación de personal de los departamentos comerciales, en buena parte de los casos.

Otra de las grandes compañías azulejeras, Keraben Grupo, informó este martes de la puesta en marcha de planes de contingencia, en consonancia con las recomendaciones del Ministerio de Sanidad.

A la espera de las medidas económicas

En cuanto a la producción, esta no se ha visto alterada de manera sustancial entre las grandes compañías, salvo en en algún caso, aunque sí es una cuestión que afecta principalmente a las pequeñas y medianas empresas, que a lo largo del día de ayer esperaban las medidas especiales impulsadas por el Gobierno para determinar los planes a seguir en cuanto a la posibilidad de someterse a regulaciones de empleo temporales que permitan sortear la excepcionalidad del momento y, asegurar los puestos de trabajo, una vez se superen las restricciones impuestas a consecuencia del coronavirus.

Noticias relacionadas

next