Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Política de Cookies Aceptar

Hoy es 28 de noviembre y se habla de cd castellon CIUDADANOS CASTELLÓ evha coronavirus

Los Martinavarro se hacen con el control de una firma citrícola marroquí y no cesan de crecer

28/10/2020 - 

CASTELLÓ. El conglomerado citrícola liderado por la familia Martinavarro no cesa de crecer. Tras la adquisición de Rio Tinto Cítricos y de la alicantina Perales y Ferrer, concretada en prácticamente 70 millones de euros, ahora el grupo naranjero nacido en Almassora se ha hecho con el control de una importante empresa citrícola marroquí, Sunpack, de la que ha adquirido el 75% de su capital social. 

Fue hace poco más de un año, el 11 de octubre de 2019, cuando la que fuera matriz del grupo Martinavarro, Ebransar, formalizó el contrato de compraventa, tal y como recogen las cuentas consolidadas de la compañía, por un importe que no desvela en el documento para cerrar el ejercicio a 31 de agosto de 2019. Por ello, la actividad de Sunpack todavía no se ha incluido en el registro de consolidación de Ebransar, aunque sí se señala que la transacción supondrá incrementar "las inversiones en empresas del grupo en 1,3 millones de euros".

Con ello, el grupo castellonense, que recibió en 2017 un gran empuje económico con la entrada de diversos fondos inversores, vuelve a dar un salto en su facturación y por extensión del control del mercado citrícola mundial. Esto se ha visto reforzado con nuevas inyecciones financieras, que han conllevado también la compra de Frutas Esther, dedicada a un sector nuevo, la fruta de hueso, todo ello agrupado bajo el paraguas de Cítrico Global, la matriz del grupo. 

Enfocada a la demandada nadorcott

Y todo esto se verá reforzado ahora con la entrada de Sunpack, empresa radicada en Agadir y que cuenta con extensos campos de cítricos y al menos un almacén para su manipulación y expedición. Según expresa la compañía en su página web, su principal producción es la clementina nadorcott, enfocada a la recta final de campaña y que todos los años registra grandes cotizaciones al no tener prácticamente competidoras en el mercado. 

Asimismo, las clementinas fina y nour (muy similar a la hernandina), las naranjas navel y maroc late y los limones completan su producción, que abarca desde octubre a julio. 

En las cuentas consolidadas de Ebransar también se detalla que las firmas Rio Tinto Cítricos y Perales y Ferrer pasaron entre 2018 y 2019 a depender de aquella, a la que aportaron activos netos por valor de 3 y 14,8 millones de euros. 

El documento recoge numerosas operaciones entre diferentes firmas del grupo. Una de ellas es la escisión de la actividad de arrendamiento de bienes inmuebles en favor de la sociedad del grupo CG Indusvest, que pasa a registrar, de esta manera, cuotas de arrendamiento por un valor mínimo de 175 millones de euros, la mayor parte con una vigencia de más de cinco años. 

Dividendos de Ebransar y deuda de Cítrico Global

Asimismo, Ebransar ha repartido en los últimos cinco años (desde 2015 a 2019) más de 156 millones de euros en dividendos. Aproximadamente la mitad lo ha hecho teniendo ya como socio único a Cítrico Global, creado a partir de la llegada del fondo Miura al capital de Martinavarro. En las cuentas consolidadas también se hace referencia al proceso de refinanciación sindicado que ha registrado el grupo en los últimos años, inicialmente por importe de 210 millones de euros (en julio de 2018) y que un año después fue ampliado hasta los 253 millones.

Noticias relacionadas

next