X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información

Pretenden diferenciar la clemenules de la Plana con etiquetas ya en la campaña 2020/2021

12/10/2019 - 

CASTELLÓ. La Associació per la posada en valor i diferenciació de la clemenules de la Plana pretende etiquetar ya la fruta de esta zona de Castellón en la próxima campaña, la 2020/2021. El portavoz de la Plataforma per la Dignitat del Llaurador, César Estañol, señala que actualmente la primera entidad está trabajando en varias vías para poder materializar este paso, con el que buscan mejorar el posicionamiento de estas clementinas castellonenses en los mercados europeos. 

El primero de los pasos que se concretará es la constitución de la asociación. En este sentido, este mes de octubre los ayuntamientos implicados deben llevar al pleno su adhesión a la asociación, y lo propio, en sus consejos y juntas directivas, deben hacer las empresas y cooperativas. Con ello, en noviembre "queremos crear" formalmente la entidad, apunta Estañol. 

Asimismo, la asociación, que a pesar de no estar constituida de forma oficial hace ya meses que viene trabajando por la diferenciación de la clemenules de la Plana, avanza en diferentes proyectos. Uno es el estudio que debe "demostrar en qué consisten" las características específicas de esta variedad de clementina originaria de Nules y que tanto arraigo tiene en Castellón. En ello está trabajando la Universitat Jaume I, después de que, desde la Universitat Politècnica de València, el asesor de la asociación Manolo Agustí señalase a sus miembros que esta es la mejor vía. 

Una vez materializado este estudio, la intención es abrir en Bruselas un proceso para solicitar a la Comisión Europea una figura de calidad que distinga a la clemenules de la Plana del Millars. Y esto se podría materializar ya el año próximo.

Implicar a toda la cadena de valor

La otra vía en la que trabaja la asociación es la constitución de una comisión de trabajo, que se pretende constituir a lo largo de esta campaña, formada por todos los eslabones de la cadena de valor de la citricultura, "desde plantonistas al transporte y el comercio". Entre todos deben evaluar "cómo poner en valor la fruta y llegar a los mercados". Es decir, de qué manera debe ser el etiquetado, dónde debe aparecer, qué zonas son las idóneas para incidir, etc. 

Y es que, según señala el secretario autonómico de Agricultura, Francisco Rodríguez, "al final lo importante es el trabajo de promoción" para vender las clementinas a un mejor precio. 

En todos estos pasos, la asociación -que integra a 16 municipios de la Plana (y por lo tanto a sus agricultores) y también a las empresas y cooperativas de la zona- pretende contar con la colaboración de la Indicación Geográfica Protegida Cítricos Valencianos, "porque ambos nos podemos beneficiar de la diferenciación de nuestra clemenules", apunta Estañol.

No cobrar a los agricultores hasta que se beneficien

Para materializar todo esto serán necesarios fondos económicos. La intención de los promotores de la asociación es que, en un primer momento, los aporten los ayuntamientos implicados, la Generalitat y las empresas y cooperativas integradas en la entidad. 

Y no será hasta que el agricultor "cobre más por entrar en esa figura de calidad" cuando este "comience a pagar", asegura Estañol. Es decir, una vez constituido todo, los agricultores podrán etiquetar sus clemenules con esta figura distintiva y, cuando vean que esto repercute en unos mejores precios, harán sus aportaciones monetarias a la asociación con el fin de impulsar las iniciativas de promoción de la fruta. 

next