modificará la ley de función pública 

Sanidad planea un Cuerpo de Tecnología Sanitaria para reforzar la gestión de la conselleria

14/05/2024 - 

VALÈNCIA. La Conselleria de Sanidad planea crear un Cuerpo de Tecnología Sanitaria para reforzar la planificación y gestión del departamento. Así lo recoge este lunes el Diari Oficial de la Generalitat Valenciana (DOGV), donde sale a consulta pública una modificación de la Ley 4/2021 de la Función Pública Valenciana. Una norma en la que están regulados, en el anexo IV, el cuerpo, escalas y agrupaciones profesionales funcionariales con competencias en materia de Sanidad.

Este cambio, del que se plantea su inclusión en la Ley de Acompañamiento para el ejercicio 2025, busca incorporar perfiles adaptados a los avances científicos que permitan dar apoyo a las funciones de planificación y dinámicas de trabajo derivadas de la digitalización. Unos perfiles que tendrían categoría funcionarial, al tramitarse a través de la Ley de Función Pública que regula al personal de Salud Pública, y no del decreto de personal estatutario.

En este primer planteamiento, abierto a sugerencias, el departamento de Marciano Gómez propone crear esta categoría con dos escalas: científico de datos e ingeniería de organización. Un perfil cuyos requisitos necesarios serían licenciado, ingeniero o graduado en ciencia de datos, ingeniería de organización o un título universitario oficial que habilite para las funciones definidas. El grupo se enmarcaría en la categoría profesional A1

Procesos 'ad hoc' para el personal estatuario

Cabe recordar que, entre las últimas propuestas de la Conselleria de Sanidad para afinar más la contratación en determinados perfiles vinculados a las nuevas tecnologías, está la enmarcada en el proyecto de decreto de regulación del procedimiento de selección de personal temporal estatutario sanitario de los subgrupos de clasificación A1 y A2 - facultativo y enfermería- cuyo texto está, actualmente, en fase de información pública. 

 Fotos: EDUARDO MANZANA

Una norma en la que se regula una disposición adicional de selección de personal con perfiles profesionales relacionados con los avances científicos y tecnológicos. Concretamente, para cubrir los vinculados con genética, robotización, 3D, biotecnología o big data. Para ellose abre la posibilidad de convocar procedimientos selectivos específicos según las necesidades o características de las plazas que se deban cubrir, para cuya selección temporal se priorizarán los conocimientos necesarios que éstas requieran.

"En los últimos años, los sistemas sanitarios públicos han incrementado nuevas profesiones de alta especialización. Así, cada vez es más habitual encontrar en las plantillas personal de estadística, matemática, biología, biotecnología, genética, análisis de datos, y un largo etcétera que vienen a cubrir estas nuevas necesidades, cada vez más indispensables en toda organización. Los campos de la robótica, la fabricación aditiva, la genética, cirugía de alta complejidad, la seguridad cibernética, la biotecnología, el big data, la inteligencia artificial, es necesario buscar fórmulas adecuadas para captar talentos externos que pueda ayudar a desarrollar el talento propio de la organización", recoge el texto.

Una oficina de medicina preventiva

La Conselleria de Sanidad, en el marco de modernizar el sistema sanitario valenciano, también creó la oficina de medicina predictiva, personalizada y terapias avanzadas. Un organismo para impulsar en los departamentos las áreas de genética, biología molecular, marcadores y la supercomputación terapéutica orientada hacia las necesidades individuales de cada paciente. En esta línea, Gómez también anunciaba la creación de una oficina de inteligencia artificial para coordinar la estrategia en el sistema sanitario.

Entre los cambios pendientes de la Ley de Función Pública en materia de sanidad, la administración valenciana no ha abordado la modificación acordada en una de las últimas mesas sectoriales del Govern del Botànic, donde se aprobó la creación de cuatro  nuevas figuras de Salud Pública: nutricionista, técnico en comunicación, psicólogo y trabajador social. Una modificación en la que también se ampliaban las competencias de categorías, como a los enfermeros de gestión sanitaria y salud pública, a los que les daba poder para requerir la ejecución de tareas de control sanitario de establecimientos y servicios y realizar labores de inspección. También se reformulaban otras categorías con el fin de actualizar las funciones y requisitos de los médicos de administración sanitaria y seguridad alimentaria y laboratorio. 

Noticias relacionadas

next