Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Política de Cookies Aceptar

empresas desde el interior | Torre d'En Besora, referente del sector con apenas 150 habitantes

Els Masets o cómo dinamizar la economía de una comarca y hacerlo 'a toda leche'

24/01/2021 - 

CASTELLÓ. Uno de tantos patrones que han llevado a una evolución negativa de la demografía en las zonas rurales es la falta de continuidad dentro del ámbito familiar en la gestión de diferentes negocios y empresas, muchos de ellos relacionados con la agricultura o la ganadería. La exigencia de los trabajos en ocasiones o la búsqueda de nuevos retos entre los jóvenes son algunas de las razones. Pero esta circunstancia no se da en el caso de Lácteos Els Masets, una iniciativa que es fruto de la transformación y evolución del negocio familiar que iniciaron los padres de Pedro Escrich, actual gerente, propietarios de una granja de ovejas dedicada a la venta de carne.

Cuando Pedro decidió coger las riendas de la empresa tuvo claro dar un giro al negocio y apostó por la sustitución de las ovejas de carne por otras de leche. En concreto, adquirió ovejas de raza Laucune, de origen francés, reconocida por la calidad de su leche.  Así, inició su andadura una iniciativa que se creó en 2009 en Torre d'En Besora, una pequeña localidad del Maestrat de poco más de 150 habitantes, y que está especializada en la elaboración y comercialización de productos lácteos de leche de oveja, y que en estos momentos da trabajo a 20 personas de la comarca y es un referente en la dinamización de la economía de la zona.

En sus inicios, la única actividad de Lácteos Els Masets era la producción diaria de leche de oveja pasteurizada para venderla al sector de la hostelería y la restauración. En total se producían entre 100 o 200 litros cada jornada. Pero la demanda era muy reducida y Pedro lo tuvo muy claro: “Se optó por elaborar productos propios como cuajadas, yogures y también quesos, siempre de forma artesanal”, explica. 

Rápido crecimiento y ampliación de productos

La evolución de la marca ha sido rápida y constante y en la actualidad la granja cuenta con 800 ovejas, 200 cabras y 35 vacas, estas últimas adquiridas recientemente, que tienen su hábitat en una finca de 13 hectáreas en el término de Morella. Éstas ayudarán a ampliar la producción actual de la firma que alcanza ya los 2.000 litros de leche diarios con los que se elaboran unos 300 kilos de queso al día (frescos, semicurados, etc.), miles de cuajadas, yogures y postres. En total, son más de 30 referencias que se elaboran a través de un proceso natural solo con leche y fermentos. 

Son productos con el sello de kilómetro cero ataviados con el plus de la innovación y el compromiso social y medioambiental, según Pedro Escrich, quien explica que “la posibilidad de controlar todo el proceso de producción, desde la alimentación de las ovejas hasta la última fase de elaboración y utilizar la leche del día para la fabricación de los productos sin necesidad de depender de un transporte, es fundamental para evitar cualquier incidencia que pueda haber, como que se oxide, lo que le da una mayor calidad al producto final”. 

Impacto positivo en el empleo

El trabajo diario por conseguir la máxima calidad va de la mano con el compromiso de revitalizar la comarca y “mantener un territorio vivo”, explica Escrich, Así, los 20 trabajadores con los que cuenta la firma son del mismo Torre d'En Besora, de Vilar de Canes, de Albocàsser y de Atzeneta. “La mayoría son gente joven con hijos que ayudan a que no se cierren las escuelas de la zona y así hacer frente a la despoblación” señala el gerente de la firma, quien asegura que “los trabajadores son nuestro principal valor”. Un ejemplo de la importancia de Els Masets para la economía de la zona es que cuenta con 20 trabajadores, cuando, por ejemplo, la población activa del municipio no alcanza las 30 personas.  

El trabajo de todos estos años es reconocido por los clientes de Els Masets y los productos de la marca llegan a restaurantes y tiendas de las comarcas de Castellón y diversas zonas de Valencia, Tarragona y Teruel, estando sus yogures presentes de decenas de colegios, donde últimamente, también se han introducido los yogures con mermelada, un producto más novedoso. 

Sostenibilidad medioambiental

Como ejemplo de la constante evolución de la empresa, unida a su conciencia ecológica, Els Masets ha sido una de las firmas impulsoras de la primera comunidad de energía renovable en las comarcas de Castellón, junto a la empresa Cabritillos del Maestrazgo y al mismo Ayuntamiento de Torre d'En Besora. La creación de la nueva planta fotovoltaica propiciará el autoconsumo de energía eléctrica a las dos explotaciones ganaderas y a los servicios públicos del consistorio en esa zona, lo que supondrá un ahorro de unos 11.000 euros anuales y “un granito de arena a la hora de reducir las emisiones de CO2 a la atmósfera”, concluye Pedro Escrich.

Noticias relacionadas

next