Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Política de Cookies Aceptar

Ecologistas denuncian la tala "indiscriminada" de grandes pinos negros en un monte de Vistabella

16/11/2020 - 

CASTELLÓ. (EP). El Grup d'Estudi i protecció dels Rapinyaires-Ecologistes en Acció (GER-EA) ha denunciado la tala "indiscriminada" de grandes pinos negros endémicos en el monte de utilidad pública Boalar y Sabinar, situado en término de Vistabella del Maestrazgo. Según ha explicado el colectivo en un comunicado, bajo un "supuesto proyecto de restauración del hábitat", cofinanciado con fondos europeos FEDER, en un área con gran biodiversidad que forma parte de la Red Natura 2000, "se prevé talar 62.000 pinos y sacar 50 toneladas de leña de arces, carrascas y robles".

El grupo ecologista se ha desplazado a la zona para determinar el impacto de la tala en el bosque de grandes pinos. Según ha dicho, este bosque maduro alberga endemismos y flora eurosiberiana, micromamíferos y reptiles "muy escasos" en la Comunitat valenciana y tiene una elevada biodiversidad de aves, con una importante población de rapaces forestales, como águila calzada y culebrera, gavilán, azor, busardo ratonero o alcotán y hay, incluso, rapaces nocturnas como el búho chico. Así mismo, ha podido detectar la presencia de
pito negro, "ave muy escasa en la península ibérica".

Estas especies, según los ecologistas, necesitan un amplio bosque maduro con sotobosques muy poco alterados y autóctonos, donde haya, como en este caso, diversidad de especies arbóreas -quejigos, arces, encinas, entre otros-. En este tipo de bosque, tan poco abundante en el territorio, es donde las aves pueden instalar sus nidos, porque la gran cobertura arbórea hace de defensa y pueden criar. "Cualquier alteración del hábitat actual interferirá negativamente en su supervivencia", han apuntado.

Por tanto, el grupo ecologista considera que las intervenciones en estos bosques deben ser muy escasas o nulas y, en caso de producirse, el objetivo debe ser aumentar el valor ecológico y la biodiversidad de la zona. "Su ejecución, siempre vigilada por expertos, debe ser sumamente cuidadosa y casi quirúrgica evitando al máximo afectar al ecosistema", ha añadido.

Primeros trabajos

"La observación de los primeros trabajos del proyecto de restauración no pueden para nada etiquetarse de cuidadosas ni justificadas, de hecho han comenzado por talar en los rodales de pinos de mayor tamaño y con mayor valor para la fauna", han lamentado los ecologistas, que han subrayado que "de ninguna manera puede calificarse de restauración del hábitat, pues hay espacios donde se han talado prácticamente todos los pinos de una forma absolutamente abusiva".

Para el grupo ecologista, esta intervención parece una "explotación maderera encubierta más que una mejora del hábitat". "Decenas de pinos de grandes dimensiones ya han sido cortados", han añadido. Los ecologistas temen que, de continuar a esta marcha, en breve serán centenares los pinos talados. Por ello solicitan a la Administración la paralización y revisión de las talas en el MUP CS-015, Boalar y Sabinar de Vistabella, en particular de los grandes pinos, y una vigilancia estrecha por los agentes medioambientales y el personal técnico.

next