Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Política de Cookies Aceptar

otorgado por la Asociación Ecologista Agró

Las playas de Les Fonts en Alcossebre y las de Fortí-Fora Forat de Vinaròs reciben Banderas Negras

30/06/2020 - 

ALICANTE, (EFE). Las playas San Gabriel (Alicante), Les Fonts (Alcossebre, Castellón) y Medicalia (El Puig, Valencia) han recibido bandera negra por contaminación, mientras que la de la Babilonia (Guardamar, Alicante), las de Fortí-Fora Forat-Cervol (Vinaròs, Castellón) y la ampliación norte del puerto de València las han recibido por mala gestión ambiental.

El informe anual "Banderas Negras 2020" que la Asociación Ecologista Agró ha presentado esta martes y que analiza la situación del litoral español y denuncia los peores emplazamientos ambientales en las zonas costeras ha concedido estas seis denominaciones a lo largo de la costa de la Comunitat Valenciana.

Entre 2015 y 2020, se han otorgado un total de 36 banderas negras en la Comunitat Valenciana, principalmente por problemas derivados de depuración y falta de saneamiento, que ha sido denunciado casi anualmente, con 10 denominaciones, lo que supone casi un 28 % del total, según la organización ecologista.

Además, hay problemas frecuentes y denunciados casi todos los años, como problemas de erosión, acumulación de basuras o afecciones portuarias, han añadido.

En concreto, en 2020 se ha concedido la denominación de bandera negra a la playa urbana de San Gabriel, de unos 200 metros de longitud, afectada con "especial virulencia" por los vertidos de la depuradora Rincón de León, con la consiguiente contaminación y baja calidad del agua.

A ello, según el informe, se añade las irregularidades, suciedad y vertidos en la propia arena, con grandes cantidades de microplásticos y restos fecales.

En esta misma provincia, tiene bandera negra la playa urbana de la Babilonia, con más de un kilómetro de extensión, por la mala gestión de los recursos de la zona, la construcción de espigones y la urbanización agresiva de la costa que han generado su regresión y contaminación.

A la playa de Les Fonts de Alcossebre, una de las más concurridas de la población, se le ha concedido el título de la playa más sucia del litoral de Castellón por los "sucesivos y reiterativos episodios de fugas residuales.

Las tres playas del Fortí-Fora Forat-Cervol de Vinaròs, que pueden considerarse un único arenal, es la de peor gestión del litoral castellonense por "las numerosas actuaciones de destrucción de su morfología natural".

En la provincia de Valencia, la playa de Medicalia (El Puig) también ha recibido bandera negra por contaminación debido a la acequia de la Creu, que recoge aguas de núcleos urbanos y la vierte en la playa, lo que deteriora su calidad y resulta un riesgo para la población.

Además, se le otorga la bandera negra al puerto de València, cuyas ampliaciones a lo largo de los años han aumentado los daños en el medio marino y costero, con consecuencias que se extienden por la costa valenciana, especialmente de regresión en las playas del sur, y cuyas medidas de corrección "se han incumplido". 

Noticias relacionadas

next