La cabaña aviar sigue creciendo en Castellón y Sant Mateu amplía una granja en 66.000 pollos

14/03/2021 - 

CASTELLÓ. A pesar de la situación derivada de la covid-19, que también le ha afectado, la cabaña aviar sigue creciendo en la provincia. Tanto es así que la empresa Querol Ferrer Titularidad Compartida Explotaciones Agrarias ampliará la granja avícola que posee en Sant Mateu. La licencia ambiental concedida por el Ayuntamiento de la localidad permitirá ampliar la capacidad del recinto dedicado al engorde de pollos broilers a un máximo de 80.600 cabezas. Actualmente, la explotación ganadera posee autorización para un tope de 14.000 pollos, según el proyecto técnico impulsado desde la empresa.

El recinto avícola se sitúa en la partida Plans, en un terreno de 20.760 metros cuadrados ubicado tres kilómetros al oeste del casco urbano de Sant Mateu. La pretensión de la empresa es construir una nueva nave de 3.360 metros cuadrados para ampliar la capacidad de engorde de aves.

El objetivo es consolidar seis ciclos anuales de engorde de los animales hasta un peso de 2,5 kilos, de forma que la producción anual alcance los 459.420 pollos broilers. Tras la ampliación, la planta de Sant Mateu alcanzará una superficie de 4.764 metros cuadrados cubiertos.

La cría de cerdo también vive un buen momento

Del mismo modo, en Albocàsser, la Conselleria de Agricultura y Desarrollo Rural ha aprobado la preceptiva Declaración de Impacto Ambiental (DIA) para legalizar la granja porcina de cebo situada en la partida Bobalás. El recinto permanecía abierto desde el año 1984 pero no tenía la licencia ambiental porque fue construido cuando Albocàsser carecía de normativa urbanística.

El proyecto técnico detalla que la empresa ha recortado la autorización para engordar cerdos de cebo de 800 a 715 cabezas debido a la falta de espacio en la explotación para gestionar los purines. La granja está situada a 1,5 kilómetros al norte de Albocàsser, posee dos naves en una superficie de 6.603 metros cuadrados y alberga dos cebas anuales. En cada una de ellas, los cerdos son engordados hasta los 100 kilos de peso para su posterior sacrificio en el matadero.

La Generalitat ya tramitó el año pasado dos Autorizaciones Ambientales Integradas para implantar explotaciones avícolas en la Vall d’Uixó y Benicarló. En concreto, se abrió una granja de engorde de hasta 150.000 pollos y otra de hasta 22.670 gallinas camperas, respectivamente.

next