Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Política de Cookies Aceptar

josé carlos garcía sigue los pasos de domingo lorenzo y se incorpora al grupo de no adscritos

La estabilidad política de Benicàssim depende de dos concejales tránsfugas de Ciudadanos y Vox

13/06/2020 - 

CASTELLÓ. La estabilidad política del Ayuntamiento de Benicàssim depende de dos concejales tránsfugas de Ciudadanos y Vox. La decisión de José Carlos García Sampayo de abandonar el partido de extrema derecha para incorporarse al grupo de no adscritos, siguiendo así los pasos de Domingo Lorenzo, ex de la formación naranja, dibuja un escenario inédito e incierto para el equipo de gobierno, integrado por el PP y Cs, que se encuentra en inferioridad numérica respecto al resto.

La corporación municipal se compone de 17 concejales, lo que sitúa la mayoría plenaria en 9. Del total, ocho conforman el ejecutivo local (seis populares y dos como representantes naranjas). El bloque de izquierdas suma un munícipe menos (siete), con cuatro del PSPV, dos de Compromís y uno de Podem. Los otros dos ediles restantes son los regidores díscolos que, por separado, tienen un peso relativo. Sin embargo, juntos se convierten en una pieza esencial para la gobernanza.

"No es algo que me haya planteado", coinciden en asegurar García Sampayo y Lorenzo a Castellón Plaza. No obstante, su afinidad personal deja abierta la posibilidad. "La profesión nos une y eso hace que nos llevemos extraordinariamente bien", precisa el primero, suboficial de la Guardia Civil retirado. "Ahora mismo estamos trabajando telemáticamente. Cuando nos veamos, estudiaremos la opción. No descarto que en lo sucesivo hablemos y lleguemos a un entendimiento", prosigue.

Con una semana de diferencia

El ex de Ciudadanos, inspector de Policía en segunda actividad, solicitó pasar al grupo de no adscritos el 3 de junio tras causar baja en el partido dos días antes por discrepancias con la dirección nacional. Su nuevo compañero de bancada presentó la solicitud en los mismos términos el 11, aunque este viernes "hablé personalmente con la alcaldesa, Susana Marqués, para explicarle lo sucedido", relata.

José Carlos García Sampayo, de pie, en la toma de posesión de Susana Marqués como alcaldesa.

García Sampayo deja Vox tras la decisión de la presidenta provincial, Llanos Massó, de cesar al coordinador local de Benicàssim y asesor municipal, José Vicente Aymerich, por pérdida de confianza. "Somos un equipo y entiendo que la medida nos afecta a todos. Por eso, renuncio. No se puede hacer un cese al estilo Grande-Marlaska, dictatorial y que recuerda a otros tiempos. Me parece de mal gusto", advierte.

En este punto, la nueva distribución municipal deja en una situación incómoda al bipartito. Ciudadanos sigue insistiendo en que no aceptará gobernar con el apoyo de un tránsfuga, en alusión a Lorenzo. Por lo tanto, buscar aliados en el grupo de no adscritos resulta un tanto complicado en vista de la buena sintonía entre sus miembros. La opción de mirar hacia la oposición tampoco parece una alternativa segura, más cuando el PSPV está dispuesto a plantear una moción de censura. No cabe duda que lo que suceda en el pleno del 26 de junio determinará el devenir de los acontecimientos en los próximos meses. Al menos, marcará las posiciones de unos y otros.

Noticias relacionadas

next