Hoy es 30 de noviembre y se habla de COOPERATIVA AGRÍCOLA ANIVERSARIO VP poesía cd castellon

el ciclo Smart Business: Innovación & Valores reúne a empresas punteras en innovación

La IoT avanza en una industria con nuevos modelos de fábricas inteligentes en la Comunitat

Frost-trol, Orbel Grupo y GD Energy Services (GDES) anticipan reflexiones que debatirán junto al director de computación del MIT Media Lab, Michail Bletsas, en el tercer webinar de Smart Business: Innovación&Valores que organiza en abierto la Cámara de Comercio de Castellón este próximo jueves 6 de mayo. 

4/05/2021 - 

CASTELLÓ. Robotización, Internet de las Cosas, Inteligencia Artificial, algoritmos, análisis predictivos, Big Data… comienzan a formar parte de la semántica diaria de los equipos directivos valencianos más pioneros que apuestan por formatear sus empresas en torno a la innovación aplicando un nuevo sistema operativo que pone al descubierto una realidad productiva más eficiente. Con el propósito de profundizar en estos aspectos, este jueves 6 de mayo se celebra, organizado por la Cámara de Comercio de Castellón, la tercera sesión -a través de webinar- del ciclo Smart Business: Innovación & Valores que, para la ocasión contará con la participación del director de computación del MIT Media Lab, Michail Bletsas, y con la visión de empresas punteras en estos campos como Frost-trol, Orbel Grupo y GD Energy Services (GDES). La sesión es abierta bajo inscripción a través de este enlace y será inaugurada por la consellera de Innovación, Universidades, Ciencia y Sociedad Civil de la GVA, Carolina Pascual, quien informará del acuerdo de colaboración alcanzado con Smart Business.

Fábricas inteligentes

Jorge Patiño, director de Ingeniería de Producto e I+D 4.0 de Frost-trol.

La industria 4.0 se desenvuelve en un escenario en el que, a nivel productivo, toda la maquinaria y las secciones de línea de fabricación están conectadas a tiempo real, lo que permite una toma de decisiones mucho más ágiles que las establecidas en una producción tradicional. Jorge Patiño, director de Ingeniería de Producto e I+D 4.0 de Frost-trol, empresa con una trayectoria de más de seis décadas en Castellón dedicada al diseño, fabricación y comercialización de muebles de refrigeración comercial, explica cómo un marcado compromiso con la investigación e innovación tecnológica ha promovido un valor diferencial entre su competencia. “Las diferentes secciones de nuestra fábrica pueden replanificar su actividad en el caso de que sea necesario, puesto que tienen completa visibilidad de lo que está sucediendo en el resto de las secciones proveedoras. Nuestro equipo de ingenieros ha desarrollado sistemas embebidos basados en el IoT que son capaces de determinar si los montajes realizados alcanzan el nivel de calidad exigidos. Esta predicción asegura la detección inmediata de las desviaciones de nuestros estándares de calidad, mejorando exponencialmente la eficiencia de la empresa”.

Desde el sector de la maquinaria logística, Jesús Ortiz, director general de Orbel Grupo, con su sede principal altamente robotizada en Castellón, y con casi medio siglo de experiencia acumulada, asegura que “la Inteligencia Artificial ha venido para quedarse”. Respecto a la aportación más disruptiva que actualmente está generando mayor valor a su compañía explica que “ha sido la de conseguir romper la barrera en la forma de comunicarse e interactuar con las diferentes tecnologías de la empresa. Romper el concepto de interfaz Hombre–Máquina (HMI) y dar paso a sistemas totalmente integrados, inteligentes e intuitivos. Un ejemplo claro de este nuevo modelo se refleja en poder comunicar directamente los pedidos que entran de los clientes con las maquinas que se encargan de sacarlos del almacén y llevarlos a la zona de recogida. Simplificar la comunicación con los robots mediante un simple chat de Telegram, también es un gran ejemplo. Esto nos ha permitido simplificar el día a día de nuestros clientes y eso es una de las cosas que más valoran”.

José Ignacio Roselló, responsable de Robótica de la multinacional GDES, instalada en Valencia para prestar servicios a la industria energética, en diferentes áreas de actividad que van desde la nuclear hasta la eólica, pone el foco de atención en el Big Data que les ofrece IoT. “Efectivamente, las cosas están conectadas, las plantas de producción, las máquinas... nosotros extraemos los datos de esas máquinas, y siendo fieles a la frase de que "los datos son el nuevo petróleo", extraemos el dato, lo transportamos, lo refinamos en función del servicio y valor a prestar con él. Lo servimos a la persona que lo necesita y lo hacemos de un modo visual y atractivo. El concepto de IoT no es únicamente conectar persona con datos, sino conectar personas con negocios, convertir las empresas en más ágiles, con datos más claros y así poder tomar decisiones más inteligentes.

Nuevos modelos de negocio inteligente

Hasta la fecha, el modelo de negocio de Frost-trol, según comenta Jorge Patiño, se basaba en la comercialización de un producto destinado a conservar el producto perecedero en la industria del retail. “La tecnología actual nos permite complementar nuestro modelo de negocio tradicional con las nuevas tecnologías TIC, lo que nos va a dirigir a la comercialización de servicios, generar demandas y resolver problemas que hasta la fecha carecían de solución. La creación de ecosistemas basados en datos nos permitirá la transformación de los supermercados tradiciones en centros inteligentes y su inserción en el mercado supondrá un cambio en el enfoque que actualmente tiene este sector.

Las ventajas competitivas de aplicar esta nueva cultura empresarial situada en el vórtice tecnológico resultan muy claras también a los ojos de el CEO de Orbel Grupo. Ortiz (en la foto de la izquierda) afirma que “el haber implementado la robótica en nuestros procesos nos ha permitido dos cosas, por un lado entender a fondo esta tecnología y posicionarnos como expertos de cara a nuestros clientes, a los que les podemos aportar toda nuestra experiencia además de poder afrontar sus necesidades como propias e ir con las lecciones aprendidas de nuestros éxitos y fracasos y, por otro lado, nos ha permitido mejorar nuestra productividad al tiempo que hemos creado nuevos puesto de trabajo más especializados y técnicos para hacer frente al desafío que supone el adaptar los procesos ya existentes a la robótica, así como su desarrollo y explotación.

Por su parte, Roselló -desde GDES- confía en que el enfoque Business 4.0 es un paso al frente desde el concepto de industria 4.0. “Nuestro enfoque se basa en tres pilares, la estrategia, la cultura y la tecnología de las empresas. Y los tres han de estar en equilibrio. No sirve con añadir tecnología a las empresas, hay que añadirla en consonancia con la cultura de la empresa para que se convierta en una herramienta para las personas de dicha empresa, y a su vez, que se integre en los procesos para generar una rentabilidad clara, bien a través de mejora de ingresos, bien a través de reducción de costes. Y además intentamos que se consigan ambas, ampliando el retorno y reduciendo el tiempo de recuperar la inversión.

Equipos humanos 'versus' tech

Cierta estigmatización recorre el universo de la Inteligencia Artificial al considerarla compañera de recortes laborales. Sin embargo, no siempre es así ya que puede ayudar a mejorar ciertos procesos profesionales y, además su presencia está demandando nuevos puestos de trabajo cualificados. Desde la experiencia de Frost-trol en este terreno, Jorge Patiño percibe que “actualmente existe una escasez de perfiles cualificados para el desarrollo de tareas que cada vez son menos manuales y requieren mayores competencias. Es por ello, que en Frost-trol dotamos de las herramientas necesarias a nuestros trabajadores para mejorar sus habilidades y tratamos de captar talento, especialmente personal altamente competente y formado para afrontar el importante reto tecnológico en el que estamos sumergidos.

En este mismo sentido apunta Jesús Ortiz tomando como referencia el sector logístico que lidera desde Orbel. “La primera transformación ha sido en el perfil buscado para cubrir nuestros puestos de trabajo (más especializados y técnicos), y ello nos ha llevado irremediablemente a la búsqueda y retención de talento, a la creación equipos de trabajo multidisciplinares y a conseguir que la consecución de las metas y objetivos, al ser estos puro I+D, se conviertan en un incentivo para el propio equipo.

Gracias a la Inteligencia Artificial, los equipos humanos no tenemos que preocuparnos por los análisis masivos de datos en nuestras plantas de producción, por ejemplo, aseguran desde GDES. Esto permite, según admite José Ignacio Roselló, “que las personas nos centremos en tomar decisiones con la información que la inteligencia artificial nos ofrece. Es cierto que en determinados puestos de trabajo el empleo puede ser realizado por una inteligencia artificial prácticamente al 100% si ese puesto de trabajo no tiene un valor añadido como tal, pero a medida que crece la importancia de la toma de decisión, la misión de la inteligencia artificial es reducir el riesgo en la toma de decisiones del equipo directivo.

Industria 4.0 sostenible

La hiperconectividad que ofrece IoT permite a las empresas conocer cuál es su futuro y anticiparse a él, pero además, viene acompañada de una alineación con el desarrollo sostenible. La industria 4.0 muestra una sensibilización por la protección del planeta que se instala progresivamente en la economía circular. “Fuimos pioneros en la implantación de flotas eléctricas, gas y litio en nuestro entorno próximo, realizamos el 90% de las inversiones los últimos años en equipos sostenibles, que garantizarán poder aplicar políticas de economía circular. Podemos ayudar y optimizar los consumos de nuestros clientes y desde nuestra humilde posición aportar nuestro pequeño granito de arena, asegura Ortiz desde el grupo logístico Orbel.

Asimismo, desde Castellón, Frost-trol pone en evidencia como la innovación tecnológica viene de la mano de la eco-eficiencia. “Hemos integrado la tecnología IoT a nuestro producto para intentar que nuestros muebles sean capaces de adaptarse a puntos de funcionamiento óptimos, de máxima eficiencia energética y prestar un servicio a nuestros clientes que les permita monitorizar y facilitar los mantenimientos de sus equipos, desarrollando para ello diferentes dispositivos basados en esta tecnología”, confirma Patiño.

Por último, cabe señalar la contribución directa que GDES proporciona al medio ambiente tal como señala Roselló. “Nuestro aporte está en la eficiencia. Somos una empresa capaz de maximizar el rendimiento de los activos generadores de energía verde y renovable. Trabajamos con clientes de primer nivel con mucho MW verde instalado y además conocemos el sector de la energía muy bien porque tenemos una trayectoria casi centenaria en este sector, viéndolo crecer, evolucionar y reconvertirse, donde además nos gusta vernos como un actor que ha participado en esa evolución del sector”.

Noticias relacionadas

next