Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Política de Cookies Aceptar

las obras han tenido un importe total de 1,7 millones de euros

Vila-real abre su nuevo pabellón Joan B. Llorens, costeado al cien por cien por el Villarreal CF

Fotos: Toni Losas

6/08/2020 - 

VILA-REAL. La ciudad de Vila-real cuenta desde este jueves, de manera oficial, con un nuevo pabellón Joan Baptista Llorens, que ha sido posible fruto de la colaboración entre el Ayuntamiento, el Villarreal CF y la orden de Padres Carmelitas, lo que ha supuesto que las nuevas instalaciones hayan tenido "coste cero" para las arcas municipales, ya que los 1,7 millones que ha costado la obra han sido asumidos, en su totalidad, por el club que preside Fernando Roig.

El alcalde de Vila-real, José Benlloch, ha destacado este jueves durante su visita al nuevo pabellón polideportivo Joan Baptista Llorens que “la colaboración entre el Ayuntamiento, el Villarreal CF y la orden de Padres Carmelitas ha hecho posible que esta nueva infraestructura sea ya una realidad a coste cero para las arcas municipales”.  El alcalde ha estado acompañado por el presidente del Villarreal CF, Fernando Roig, y el responsable de la orden de Padres Carmelitas en Vila-real, el padre David Oliver, además del concejal de Deportes, Javier Serralvo, el concejal de Territorio, Emilio M. Obiol, técnicos municipales y representantes del Villarreal CF, del colegio Virgen del Carmen y de la empresa constructora DFC Alviben.

3.000 metros cuadrados de parcela

El nuevo pabellón ha sido construido en una parcela de 3.000 metros cuadrados situada junto al colegio Virgen del Carmen, a pocos metros del Estadio de la Cerámica. La obra ha tenido un coste de 1,7 millones de euros, asumidos íntegramente por el Villarreal CF a través del convenio suscrito con el Ayuntamiento en junio de 2016 para el derribo del antiguo pabellón y la urbanización de una plaza diáfana junto al Estadio de la Cerámica. Asimismo, el consistorio rubricó en agosto de 2018 un acuerdo con la orden de Padres Carmelitas para la cesión del terreno, también sin coste alguno para las arcas municipales, a cambio de que el colegio Virgen del Carmen pueda hacer uso del nuevo polideportivo en horario lectivo ya que se ubica junto al recinto de este centro escolar.

Benlloch ha señalado que contar con esta nueva infraestructura resulta especialmente importante en este momento para asegurar la oferta deportiva del Servei Municipal d’Esports en las condiciones que marca la nueva normalidad, así como hacer posible la práctica deportiva para los 350 alumnos del colegio Virgen del Carmen. “Será un pabellón para toda la ciudad pero que también disfrutarán los alumnos y alumnas de este centro, fruto del acuerdo entre las tres partes”, ha insistido el primer edil, quien ha agradecido la colaboración de ambas instituciones. “Con el Villarreal CF -ha indicado- tenemos una colaboración permanente y nuestra ciudad no se entendería sin el club, que se ha hecho cargo de los 1,7 millones de euros que ha costado el nuevo pabellón, más moderno y con todas las dotaciones necesarias”, afirma Benlloch, quien también valora “la apuesta de los Padres Carmelitas por dejar un legado para la ciudad con la cesión del terreno, en una ubicación excelente, junto a la calle Ermita, en el mismo barrio en el que estaba el antiguo pabellón”. “Vila-real cuenta con 5 pabellones, tres piscinas cubiertas, 17 campos de fútbol, algo que pocas ciudades en Europa tienen, y en nueve años hemos multiplicado por tres los metros cuadrados de instalaciones deportivas gracias a nuestra apuesta como Ciudad del Deporte”, recuerda.

Roig destaca los valores de la colaboración público-privada

Fernando Roig ha subrayado que el proyecto “es un ejemplo de cómo tres entidades, dos privadas y una pública, se han unido para hacer posible una nueva infraestructura para el municipio” y ha apuntado que “ojalá sirva de ejemplo para muchos políticos de España y que pierdan el miedo a la colaboración entre lo público y lo privado”.

El padre David Oliver ha manifestado su satisfacción por contar con esta instalación “cuyo uso será compartido con toda la ciudad” y ha valorado que “hemos sido capaces de ponernos de acuerdo pensando en las personas, en el bien común”.

La instalación ocupa un total de 2.577 metros cuadrados construidos. La planta central del edificio alberga una pista polideportiva de 1.600 metros cuadrados, con tres filas de gradas, dos vestuarios para equipos, dos vestuarios para árbitros y dos lavabos para el público. En la primera planta, que ocupa casi 500 metros cuadrados construidos, se han habilitado dos aulas polivalentes. Además este espacio es totalmente accesible ya que se ha instalado un ascensor y se ha construido siguiendo criterios de sostenibilidad.

 

Noticias relacionadas

next